Política

Yoel Sandino Ibarra, reo político por crear una página de Facebook

Fiscalía solicitó 12 años de cárcel para el joven de 25 años por supuesta "propagación de noticias falsas" y "menoscabo a la integridad nacional"

Luego de los primeros días del estallido social de 2018, Yoel Ibzan Sandino Ibarra, entonces de 21 años, creó una página en Facebook para compartir información sobre la crisis sociopolítica que vivía Nicaragua. El joven nunca imaginó el alcance que tendría el espacio virtual denominado “Mentes Libres” y mucho menos, sospechó que cuatro años después, la justicia orteguista la utilizaría en su contra en un juicio político secreto.

Sandino fue capturado el viernes 5 de noviembre de 2021, mientras estaba en un gimnasio en el sector de Linda Vista, en Managua. El arresto estuvo a cargo de oficiales de inteligencia de la Policía, quienes lo golpearon durante el trayecto hacia la Estación Dos, donde fue sometido a interrogatorios durante la madrugada, en los que le preguntaban quién financiaba su página en Facebook, relatan sus familiares.

Su arresto forma parte de unas 27 detenciones realizadas en vísperas de las votaciones generales, en las que Daniel Ortega se garantizó un nuevo mandato consecutivo, con todos los aspirantes presidenciales, líderes sociales y políticos encarcelados en la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), El Chipote.

Es “un buen hijo”, “inteligente” y “estudioso” lo describe con orgullo, su madre, Yamilet Ibarra. Sandino estudió idiomas, gestión de redes sociales y diseño gráfico en un instituto técnico en Managua. Sin embargo, su gran sueño siempre fue estudiar Medicina, por lo que realizó todas las gestiones necesarias para iniciar la carrera en 2022, pero sus aspiraciones fueron frustradas.

“Ya tenía todas sus notas listas para matricularse, sin embargo el secuestro por los señores gobernantes de nuestro país, Nicaragua, han truncado el sueño de un joven ciudadano, ejerciendo sencillamente su derecho a expresarse”, subrayó su madre.

La Fiscalía alineada al régimen orteguista acusó al activista digital de cometer los supuestos delitos de “propagación de noticias falsas” y “menoscabo a la integridad nacional”; los mismos que han utilizado contra otros ciudadanos capturados en la redada política de 2021, pese a que varios de ellos no tienen vínculos con organizaciones opositoras y tampoco han estado involucrados en política.

El joven de 25 años es uno de esos casos. No pertenece a ninguna organización contraria al régimen y tampoco estuvo involucrado directamente en las protestas cívicas de abril de 2018. Su participación en la lucha cívica, como muchos nicaragüenses, ha sido a través de las redes sociales. Él recopilaba videos que evidenciaban las violaciones a los derechos humanos ocurridos en Nicaragua, además de datos y artes sobre la coyuntura del país, explicó su mamá, quien rechazó las acusaciones contra su hijo y reiteró su inocencia.

Publicaciones que detonaron su captura

La mañana del 5 de noviembre, Sandino publicó en su página Mentes Libres el siguiente mensaje: “7 son los precandidatos presidenciales que Daniel Ortega encarceló ilegalmente por miedo a perder contra alguno de ellos” y por la tarde, fue capturado. Su madre considera que esa publicación detonó el arresto arbitrario, tras meses de persecución y asedio por parte de civiles.

Su caso está lleno de interrogantes porque todo el proceso judicial se ha desarrollado bajo total hermetismo. Antes que fuera trasladado de la Estación Dos de Policía al Sistema Penitenciario Jorge Navarro, conocido como La Modelo, el 1 de diciembre de 2021, ya le habían realizado la audiencia preliminar, inicial y un juicio “relámpago”, a cargo del juez Rolando Sanarrusia Munguía, del Juzgado Sexto de Distrito Penal de Audiencias de Managua, el 25 de noviembre.

Fiscalía utilizó esta publicación como prueba contra el activista digital, Yoel Sandino Ibarra

La familia desconoce detalles de la acusación porque no participaron en la audiencia del juicio y hasta hace poco cuentan con la asistencia de un defensor privado. De tal forma, que Sandino “estaba totalmente desprotegido”, denunció su mamá.

Por su parte, la Fiscalía utilizó cuatro publicaciones de la página Mentes Libres como pruebas claves: la primera, donde Sandino señalaba el encarcelamiento de los precandidatos; la segunda y tercera, relacionada a la Ley Renacer -aprobada por Estados Unidos- y una última, apoyando la precandidatura presidencial de Cristiana Chamorro -presa política del régimen-.

El Ministerio Público pidió 12 años de cárcel para el joven activista- siete años por conspiración y cinco por propagación de noticias falsas-. “Lo condenaron por todo su trabajo mediático oponiéndose al irrespeto de los derechos humanos y la Constitución Política de Nicaragua”, cuestiona su madre, quien está muy preocupada por su integridad física y mental.

Agrega que su hijo solamente ejerció un derecho universal, como es expresarse libremente desde una red social. Incluso, explicó que la página Mentes Libres ha crecido tanto que existen iniciativas homónimas administradas por personas fuera y dentro de Nicaragua. “No es culpa de mi hijo -que se haya viralizado-. Ahora él está preso y todas esas páginas están ahí funcionando”, señaló su mamá.

El caso de Sandino se suma a las detenciones arbitrarias y procesos cuestionados de los presos políticos Douglas Cerros, Santos Camilo Bellorín, Donald Margarito Alvarenga y Nidia Barbosa, que también fueron arrestados en vísperas de las votaciones generales, y posteriormente, acusados y condenados por la justicia orteguista con penas de 11 a 12 años de cárcel por infringir la “Ley de Soberanía” y la Ley de Ciberdelitos, mejor conocida como “Ley Mordaza”; ambas forman parte de un paquete de leyes punitivas empleadas como arma política contra las voces disidentes.

Como ha ocurrido con Sandino, la Fiscalía utilizó las publicaciones de los acusados en su contra, presentándolas como pruebas de la comisión de los supuestos delitos. Sin embargo, los abogados defensores explican que los reos de conciencia solamente han ejercido su derecho a la libertad de expresión contemplado en el artículo 30 de la Constitución Política.

Sandino, quien en sus tiempos libres disfrutaba leer libros de ciencia, jugar videojuegos y ejercitarse, aún está a la espera de su sentencia en La Modelo. En su juicio, apenas logró decir que era inocente y que “Nicaragua será libre”.

En espera de atención médica

La madre de Sandino está preocupada por la salud de su hijo, ya que tiene un quiste congénito en la cabeza que mide cuatro centímetros. El neurólogo que lo trataba mandó que cada seis meses se evaluara, pero con el arresto no se ha procedido. La patología también implica otro tipo de afectaciones en el control de la presión, respiración, mareos, visión doble y fuertes dolores de cabeza.

Según Ibarra, al joven le programaron una cita con el especialista el 10 de diciembre de 2021, pero las autoridades del penal no lo llevaron y lo único que le dicen es que lo “van a ver”, pero en la práctica sigue igual. Su principal demanda es su libertad incondicional.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Política

Share via
Send this to a friend