Política

Ley Renacer que amplía causas para sancionar a orteguistas llega al Congreso de Estados Unidos

La legislación promete más presión para que el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo permita elecciones libres, justas y transparentes

La iniciativa “Ley de Reforzamiento de la Adherencia de Nicaragua a las Condiciones para la Reforma Electoral (Renacer, por sus siglas en inglés) —que promete más presión para que el régimen de Daniel Ortega permita elecciones “libres y democráticas”— fue introducida este viernes ante el Congreso de Estados Unidos, como una propuesta bipartidista de demócratas y republicanos.

Renacer, según la nota de prensa publicada en la página web del congresista Albio Sires, vendría a exigir sanciones específicas para lograr avances en las elecciones previstas para noviembre de 2021; coordinar sanciones con Canadá y la Unión Europea; reforzar las excepciones humanitarias y de derechos humanos para los préstamos de instituciones financieras internacionales; y ampliar los mecanismos de supervisión sobre los préstamos de las instituciones financieras internacionales.

Además, requiere informes clasificados sobre la corrupción de familiares del presidente Ortega y la injerencia rusa en Nicaragua, e informes no clasificados sobre abusos a los derechos humanos y la persecución del régimen de Ortega a medios independientes en Nicaragua.

El congresista Albio Sires, presidente del Subcomité sobre el Hemisferio Occidental, Seguridad Civil, Migración y Política Económica Internacional y la congresista María Elvira Salazar, encabezaron la presentación de la iniciativa. Asimismo, los congresistas Mark Green, miembro de rango del Subcomité; junto con Debbie Wasserman Schultz, Stephanie Murphy, Mario Díaz-Balart, Darren Soto, Juan Vargas y Ted Deutch, se unieron a la presentación como “copatrocinadores originales”.

Durante la presentación de la iniciativa, el congresista Sires explicó que la propuesta permitiría —de ser aprobada— al Gobierno de Estados Unidos “utilizar todas las herramientas disponibles para garantizar elecciones libres, justas y competitivas en Nicaragua”.

Añadió que el trabajo de la legislación se reflejaría en una estrategia diplomática “orientada a resultados, en coordinación con nuestros aliados, que alinee las sanciones con resultados específicos para contrarrestar los esfuerzos del régimen de Ortega de utilizar la represión, la persecución y el miedo para evitar que el pueblo nicaragüense exprese su voluntad en las urnas electorales”.

 “Ortega y sus aliados no permitirán elecciones justas”

La congresista republicana Debbie Wasserman Schultz también señaló que, a medida que se acercan los comicios generales programados en Nicaragua para noviembre próximo, está “claro que Ortega y sus aliados no permitirán una contienda justa”. Por lo cual, expresó su apoyo a los nicaragüenses y la comunidad internacional en su “exigencia de elecciones libres, justas, multipartidistas y observadas”.

Los congresistas también aprovecharon para recordar que el régimen de Ortega continúa violentando los derechos de los nicaragüenses, luego de tres años de crisis sociopolítica que ha dejado a más de 300 personas asesinadas, miles de heridos, centenares de exiliados y docenas de personas encarceladas.

La congresista María Elvira Salazar señaló que el régimen de Ortega sigue “hostigando, persiguiendo y reprimiendo al pueblo nicaragüense para evitar una elección presidencial libre y justa en noviembre”. En ese contexto, apuntó es urgente “aumentar la presión y hacerlos responsables de sus atroces acciones”.

En consonancia, el congresista Darren Soto advirtió que “ningún Gobierno va a silenciar las voces de sus ciudadanos sin ver consecuencias impuestas por los Estados Unidos”, destacando que “el pueblo nicaragüense merece votar sin miedo de la persecución vamos a hacer todo lo que podemos para asegurar que puedan ejercer su derecho a expresarse libremente”.

Un mensaje claro para Daniel Ortega

El congresista Ted Deutch destacó que, con la iniciativa Renacer, se “envía un importante mensaje bipartidista y bicameral que nuestra política busca empoderar al pueblo nicaragüense, apoyar su derecho a una elección libre y justa, y abordar la corrupción y la opresión de Ortega”.

En los últimos tres años, Estados Unidos ha sancionado a nueve instituciones públicas o entidades mixtas y al menos a 27 ciudadanos vinculados al régimen Ortega-Murillo, entre ellos altos funcionarios, como la vicepresidenta Rosario Murillo; diputados y miembros de la familia presidencial.

Cabe señalar que, desde marzo pasado, la propuesta Renacer ha sido liderada por el senador demócrata Bob Menéndez, presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado. También cuenta con el apoyo del republicano Marco Rubio, senador por Florida, y los demócratas Tim Kaine, Dick Durbin, Ben Cardin y Chris Murphy.

Se prevé que la iniciativa Renacer, una vez sea aprobada por el Congreso, retorne al Senado de los Estados Unidos, donde tendría que ser sometida a una aprobación.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Política

Share via
Send this to a friend