Política

Daniel Ortega se convierte en “trol supremo” de las redes sociales de la izquierda latinoamericana

Las palabras de odio del caudillo sandinista entraron a las redes sociales de manera inmediata convirtiéndose en tendencia el 8 de noviembre

Las redes orteguistas se quedaron hablando solas, mientras todas las comunidades prodemocráticas de Nicaragua se aceleraron creando contenido, este 7 de noviembre, en una ingente lucha por posicionar hashtags como tendencia que estrenó a Daniel Ortega, mandatario y candidato del Frente Sandinista, como trol político, revela el monitoreo del debate público en las redes sociales durante esta jornada.

La perturbación más notable del debate público en las redes sociales nicaragüenses fue ver al candidato Ortega convertido en el trol supremo de la red orteguista, cuando calificó como “hijos de perra del imperio yanqui” a sus críticos. Las palabras de odio de Ortega, dichas en cadena nacional obligatoria de radio y televisión, entraron a las redes sociales de manera inmediata convirtiéndose en tendencia el 8 de noviembre.

Se califica como comportamiento trol cuando algunos usuarios emiten contenido denigrante, con el que pretenden llamar la atención para distorsionar el debate público y cívico en las redes sociales. El candidato Ortega ayudó a disminuir el debate público de manera acelerada, y algunas cuentas simpatizantes de su ideología crearon contenido con mucha alegría replicando sus palabras, aunque los principales miembros de la red orteguista se cuidaron mucho de reproducirlas, pues se saben observados por los administradores de las redes sociales que ya antes les eliminaron sus cuentas por comportamiento abusivo.

El régimen construye al enemigo

Ya antes, su esposa Rosario Murillo como vicepresidenta ostentaba el deslustrado título de trol orteguista, pues emitía palabras denigrantes y de odio hacia las y los nicaragüenses que critican su manera de gobernar. Esas palabras –puchitos, satánicos, terroristas, comejenes, diabólicos, etc.— eran y son difundidas siguiendo una estrategia de comunicación de construcción del enemigo, una necesidad comunicativa que tiene el régimen para deshumanizar a sus críticos y adormecer en la gente los sentimientos naturales y proclives a la solidaridad con las víctimas.

Las palabras de Ortega han recibido la condena mundial. Y la condena pudo haber sido mayor de haber traducido correctamente la cita que utilizó, pues en la versión original no se usa la palabra “dog” (perra), sino “bitch” (puta). En todo caso, Ortega quiso hacer referencia a la animalización del ser humano y sodomización de las y los presos políticos que retiene para que no le hagan sombra a sus pretensiones de perpetuarse en el poder.

En las redes sociales sus palabras son motivo de burla, también. Así cómo lo retrató visualmente el @mapachejambado en su meme que ya recibió el certificado de tuitazo en la categoría mega tuitazo por @memo_mclean, un usuario que destaca los tuits con contenido elocuente y oportuno en la tuitesfera nica.

La lucha por posicionar etiquetas

Durante la jornada del 7 de noviembre en las redes sociales nicaragüenses, se observó un gran empeño por parte de los usuarios por posicionar etiquetas. Desde los simpatizantes del candidato único se descubrió en vivo la red alterna que diseñaron para sortear el rotundo golpe que les proporcionó la empresa Meta (propietaria de Facebook, Messenger, Instagram y WhatsApp) cuando les desmanteló la “granja de troles” que utilizaban para inflar sus cifras de simpatizantes.

Tal y como lo reportamos en nuestro informe anterior la red alterna de propaganda consistió en pedir ayuda a las cuentas con más seguidores de usuarios, medios de comunicación y miembros de los partidos políticos que simpatizan con la izquierda populista latinoamericana. Así es como vimos al expresidente de Bolivia, Evo Morales (@evoespueblo con 1.2 millones de seguidores), usando la etiqueta orteguista (#EleccionesSoberanas2021) proporcionando un notable empujón para inflar las cifras a lo interno de Nicaragua. También participaron @OrlenysOV (desde el PSUV de Venezuela), @TeleSurTv, @ActualidadRT y @SputnikMundo (ambas de Rusia), por ejemplo.

Las cuentas de la red alterna que organizó el FSLN consiguieron empujar sus etiquetas convirtiéndose en tendencia, tal y como lo registró la herramienta Trendsmap. Las etiquetas que usan los orteguistas vienen siendo empujadas desde el 31 de octubre por los simpatizantes del FSLN sin conseguir ser tendencia dado el nulo seguimiento que tienen sus redes por parte de las comunidades nicas –que les tienen bloqueados por comportamiento violento-, de manera que las herramientas registraron ese acumulado más el repunte que tuvieron cuando recurrieron a la ayuda externa para hacerse notar. Así se registró el impacto de la red alterna que se vieron obligados a aplicar para conseguir ser tendencia:

En este gráfico se registra cómo la red orteguista empujó su etiqueta propagandista desde el 31 de octubre, obteniendo escaso impulso orgánico. (Fuente de datos: Twitter a través de Socioviz, registrado del 31 de octubre al 8 de noviembre 2021)

Por parte de los usuarios nicaragüenses que simpatizan con la causa democrática (conocida como Azul y Blanco) se observó una ingente creación de contenido propio, es decir: no organizado como operación de propaganda, sino individual y espontáneo. De hecho, las distintas comunidades digitales no llegaron a ponerse de acuerdo con el uso de una etiqueta única, debido a los recelos ideológicos que existen entre ellos. Y eso les disminuyó el impacto, aunque debido al trabajo que hicieron los activistas digitales “azul y blanco” consiguieron ser tendencia.

Así, algunos contenidos que obtuvieron más de mil “Me Gusta” y que no usaron las etiquetas no llegaron a verse reflejados en el empuje que registraron las herramientas de análisis que revelan las tendencias. “La verdad es que nadie se pone de acuerdo porque mucha gente no quiere verse relacionada a un movimiento en específico porque no se alinea con sus valores personales”, dijo una de las potentes creadoras de contenido político en Instagram, que prefiere no dar su nombre por temor a represalias.

El usuario @Nicaclic en Twitter y que usa cuenta anónima para protegerse del régimen valoró que el apoyo que dieron los nicas a las etiquetas “azul y blanco”: “Está bien, esos contenidos los escribimos porque nos nacen, porque salen, es algo voluntario, hablamos por los presos políticos, por la demanda, porque no se censuren los medios de comunicación y apoyamos a las víctimas en su búsqueda de la justicia. Esos elementos son los que nos hacen tuitear. El contenido azul y blanco es mayor que el uso de los hashtags”.

El relato político triunfalista del régimen de Ortega y Murillo se quedó hablando en solitario en las redes sociales nicaragüenses, donde no consiguieron entusiasmar a los usuarios de las distintas comunidades que participan de la conversación digital. Se quedaron difundiendo la propaganda triunfalista solo entre los simpatizantes de las dictaduras del mundo.

No necesitaba el debate cívico digital de Nicaragua que se rebajase al nivel en que lo situó el régimen en estos días, ni tampoco las redes sociales nicaragüenses deben de continuar sirviendo como amplificadores del relato de odio y de construcción del enemigo. Los usuarios de las redes sociales nicaragüenses necesitan intercambiar ideas, confluir en un contenido que agrande las aspiraciones de los jóvenes y no que las aborte. Aunque lo chabacano y grotesco quiera apoderarse del contenido de las redes sociales, tenemos que animar a los usuarios a que sean más grandes que las invitaciones para conversar odiándonos entre nicaragüenses.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Política

Share via
Send this to a friend