Emergencia Coronavirus

Corrupción se impone en proceso de vacunación contra la covid-19, en América

Escándalo "Vacunagate" revela cómo ministros y allegados al poder fueron inmunizados antes que personal de primera línea y población vulnerable

La vacuna llegó a América, epicentro de la pandemia, como una esperanza para frenar las muertes a causa de la covid-19. Sin embargo, cuando empezaron a llegar las primeras dosis, un grupo selecto de allegados al poder sacó ventaja para vacunarse antes que el personal de primera línea y los grupos de riesgo.

Los primeros en tomar delantera fueron los ministros, rectores de universidades, diplomáticos y hasta un presidente de Perú. Después la historia se repitió en Argentina y Ecuador. Y en Venezuela, el dictador Nicolás Maduro declaró abiertamente que priorizarán al personal de Salud y a los militantes chavistas.

En Nicaragua aún no inicia el plan de inmunización contra la covid-19. Se sabe que los primeros en vacunarse serán los profesionales de la Salud y las personas vulnerables, pero no hay más detalles. La única certeza es que el país está iniciando la vacunación bajo el mismo hermetismo con el que se manejó el comportamiento de la pandemia. De un día a otro, las autoridades informaron sobre la llegada de una donación de vacunas Sputnik V. Pero no precisaron cuántas dosis fueron entregadas y tampoco por qué fueron recibidas en secreto.

También, se sabe que en “los próximos días”, llegará un donativo de 135 000 dosis de la vacuna AstraZeneca que facilitará la OMS a través del Mecanismo Covax. Sin embargo, “los programas y cronogramas de vacunación serán dados a conocer en los tiempos y modalidades que correspondan al ingreso de la medicación contratada o donada a Nicaragua”, dijo Rosario Murillo, vicepresidenta y vocera estatal.

Hasta el 21 de febrero de 2021, más de 1.17 millones de personas del continente habían fallecido a causa de la pandemia. Una cifra que representa el 48% de muertes globales. Por eso, la llegada de las vacunas es urgente y necesaria, pues vendrán a reducir la letalidad de la enfermedad causada por el SARS-CoV-2​.

Perú | “Vacunagate” destapa corrupción

En el último cuatrimestre de 2020, Perú recibió 3200 dosis de cortesía de la vacuna Sinopharm, creada en China. De estas, 1200 fueron destinadas al personal de la sede diplomática en Perú y el resto fue repartido entre un grupo privilegiado de investigadores clínicos, empresarios y funcionarios públicos (que incluye al presidente de ese entonces).

Este escándalo de corrupción, que ha sido bautizado como #VacunaGate, salió a luz hasta febrero de 2021, porque el periodista Carlos Paredes, quien publicará un libro sobre el expresidente Martín Vizcarra, reveló que este y su familia fueron vacunados en septiembre de 2020. Días después, ante presiones de los periodistas y del mismo presidente de turno, se conoció de un listado de 487 personas que se beneficiaron en secreto de las dosis de Sinopharm.

“Todos esos funcionarios públicos ocupaban cargos muy importantes en la decisión de las compras, en el Ministerio de Salud, en la agencia reguladora sanitaria y en la cancillería porque estaba como negociadora de las compras”, explica la periodista Fabiola Torres, de Salud con Lupa, medio que ha participado en la investigación periodística.

La aplicación de estas vacunas se realizó en secreto y de forma irregular, incluso hubo personas que recibieron tres dosis, dice la periodista. En principio porque en realidad se tratan de dosis de una vacuna que estaba siendo estudiada en ese país; pues Perú es sede de ensayos clínicos que buscaban probar la eficacia de la Sinopharm. Sin embargo, este lote de dosis de cortesía fue enviado por fuera del recibido para aplicarse en los participantes del estudio.

“El mismo investigador responsable del estudio de la vacuna, que recibió las dosis en la Universidad Cayetano Heredia, ha señalado que habían funcionarios enlaces en el Ministerio de Salud y en el Ministerio de Relaciones Exteriores que decidieron quiénes iban a ser vacunados de manera secreta”, dice Torres.

Si bien la aplicación de estas vacunas no corresponde a las dosis que fueron compradas para iniciar el proceso de inmunización en este país, destapan uno de los mayores escándalos de corrupción de la región. Tras las investigaciones, muchos de los ministros favorecidos renunciaron a sus cargos y al menos 122 funcionarios están siendo investigados por la fiscalía.

“En Perú, el problema central que está ocurriendo con las compras de vacunas es que las farmacéuticas han impuesto contratos de confidencialidad, entonces las negociaciones de compras no se conocen, si no es para el periodismo que está tratando de hacer mucha fiscalización no se conocería nada. Y la opacidad siempre se va a prestar para la corrupción”, explica Torres.

Argentina | El caso de la Vacuna VIP

El 22 de febrero de 2021, el Ministerio de Salud de Argentina publicó un listado de 70 personas, que incluyen a funcionarios y allegados al poder, que fueron vacunadas antes que el personal de salud y de los pacientes en riesgo.

La publicación se dio días después que el ministro de Salud, Gines Gónzalez renunciara a su cargo por los cuestionamientos que surgieron en su contra, tras el testimonio del periodista Horacio Verbitsky, quien contó en una emisora de radio, que fue vacunado fuera del sistema de vacunación establecido, gracias a su amistad con el ministro.

El listado que incluye 70 personas, es encabezado por mismo presidente de Argentina, Alberto Fernández, además del secretario general de la Presidencia Julio Vitobello y al portavoz presidencial Juan Pablo Biondi, el secretario privado del presidente, Nicolás Ritacco, que según la explicación oficial fueron inmunizados para generar “la burbuja sanitaria presidencial”.

Y aunque en la lista también figuran nombres de otras personas influyentes como el embajador en Brasil, Daniel Scioli; el director argentino ante el Fondo Monetario (FMI), Sergio Chodos, el expresidente Eduardo Duhalde (2002-2003), su esposa y sus hijos; dirigentes políticos, empresarios y periodistas.

«Yo me tuve que dar la vacuna porque los medios argentinos decían que no se podía confiar en la vacuna rusa», dijo Fernández y además, aseguró que era «estratégico» vacunar a otros altos funcionarios por el trabajo que desempeñan.

Tras este escándalo, la Fiscalía de este país inició una investigación y aunque el presidente Fernández no descarta que continúen los despidos, clasificó como “payasada” que se inicie un proceso en contra de quienes fueron vacunados primero.

«He leído que han hecho una denuncia (…) ¡Terminemos con la payasada! Yo le pido a los fiscales y a los jueces que hagan lo que deben. No hay ningún tipo penal en Argentina que diga ‘será castigado el que vacune a otro que se adelantó en la fila’, dijo.

Ecuador | Ministro vacuna a sus familiares

Un día después de que llegara el primer lote de vacunas Pfizer, el Gobierno de Ecuador inició su plan de vacunación. Según lo establecido primero sería inmunizado el personal de salud y la población de riesgo. Sin embargo, a los pocos días que iniciara la jornada salieron a luz las primeras quejas y denuncias de que cierto personal se había vacunado indebidamente.

Según informó el medio de comunicación ecuatoriano, GK, hubo denuncias de que el propio ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, incluyó el plan de piloto de vacunación a un exclusivo centro privado para personas mayores donde reside su mamá. Esto provocó que el 29 de enero pasado, una semana después de que empezara la inmunización en Ecuador, la fiscalía abriera una investigación contra el ministro de Salud por un presunto delito de tráfico de influencias en el proceso de distribución de vacunas. En paralelo este ministro enfrenta un juicio político por las denuncias de irregularidades en el manejo de la pandemia, el proceso de vacunación y la entrega fraudulenta de carnets de discapacidad.

Asimismo, se conoció que la directora de Comunicación del Hospital Carlos Andrade Marín, en Quito, fue destituida porque recibió la dosis de la vacuna a pesar de que no estaba en los listados de prioridad.

Venezuela | Militantes chavistas serán vacunados primero

A diferencia de otros país, Nicolás Maduro dejó claro que los militantes chavistas están en el primer grupo de personas que serán inmunizadas con la vacuna Sputnik V. Este grupo, incluye al personal militar y a los altos cargos de su Gobierno como: gobernadores, alcaldes y policías.

“En esta primera etapa vamos a vacunar a todo el personal sanitario, a las 14 000 brigadas de visita casa por casa, al personal de trabajo social que permanentemente andan visitando hogares, atendiendo las necesidades. Al personal de seguridad (policías y militares) que anda en las calles protegiendo a las gentes y autoridades que andan en las calles”, dijo Maduro.

El mandatario también dijo que él y su esposa, quien es diputada, serán vacunados apenas puedan. De igual forma, se conoció que su hijo, que lleva su mismo nombre y también es diputado, fue uno de los primeros “voluntarios” en ser vacunado durante los experimentos de la vacuna en Venezuela.

“No hay ningún plan de vacunación coherente. Mientras en otros países se prioriza al personal de salud, abuelos, maestros y personas de alto riesgo, en Venezuela Maduro decidió que era prioridad vacunar a los militantes de su partido político. Una vez más las decisiones se toman en base al interés político por encima de las necesidades de la gente”, dijo a la Nación de Argentina el diputado José Manuel Olivares, médico oncólogo y encargado de salud en el equipo de Juan Guaidó.

Seguí toda la cobertura de CONFIDENCIAL sobre el coronavirus suscribiéndote a nuestro boletín de noticias diario. Para leer más artículos sobre el tema, hacé clic aquí.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend