Emergencia Coronavirus

Seis preguntas que debe responder el régimen antes de la vacunación contra la covid-19

El Gobierno de Daniel Ortega calla sobre puntos medulares del proceso de vacunación: incluyendo dónde y cómo comenzará las vacunas y a quiénes

A menos de un mes de que el primer medio millón de vacunas contra el coronavirus lleguen a Nicaragua, a través del mecanismo Covax, el Gobierno de Daniel Ortega, calla sobre puntos medulares del proceso de vacunación contra la covid-19, y hay varias al menos media docena de preguntas sin respuestas sobre el plan oficial, según detallan especialistas consultados por CONFIDENCIAL.

El pasado once de febrero, el Ministerio de Salud informó que está “más cerca” de adquirir la vacuna contra la covid-19, y que los primeros inyectados serán los trabajadores de la Salud, y adultos mayores. Sin embargo, sigue omitiendo datos sobre su distribución, protocolos y la transparencia en los contratos de compra.

Los especialistas en salud coinciden que, pese a la experiencia exitosa del Ministerio de Salud en la cobertura de vacunas anteriores, el escenario pandémico tiene sus propios desafíos. Y ante la falta de datos gubernamentales sobre el proceso de vacunación, los especialistas explican qué debe saber la población sobre la vacunación contra la covid-19 y alertan que no hasta con que lleguen las vacunas, porque también urge generar la confianza, a través de información transparente.

1. ¿Dónde y cómo comenzará la vacunación contra la covid-19?

La vacuna Sputnik V y Covishield, de Oxford- AstraZeneca fueron aprobadas para uso de emergencia en Nicaragua. Covishield, donada por medio del mecanismo Covax, se espera que llegue al país en marzo. El Salvador y Honduras, también serán beneficiados con el mecanismo, según la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Sin embargo, hasta ahora, se desconoce toda la logística que el Minsa implementará para facilitar la vacunación contra la covid-19. No se sabe si utilizará los centros de salud, hospitales, clínicas del Seguro Social o creará puestos de vacunación especiales, según los grupos priorizados.

El salubrista y miembro del Comité Científico Multidisciplinario, Carlos Hernández, explica que las vacunas que vendrán cumplen las condiciones de la red de frío del país. El Gobierno también anunció, a mediados de enero, que invertiría 850 000 dólares en el fortalecimiento de la cadena de frío, aunque no ha vuelto a brindar detalles.

Hernández considera que en términos de logística no debería haber ningún problema, pero no se puede asegurar, ya que no se cuenta con la información.

El epidemiólogo Rafael Amador, por su parte, increpa en “¿cómo hacer llegar la vacuna a la mayor cantidad de gente en el menor tiempo posible?”. El Minsa, considera, deberá evaluar si puede cumplir esta vacunación contra la covid-19 bajo el esquema de jornadas o no.

En este proceso de distribución, afirman, el Gobierno también deberá considerar la disponibilidad de vacunas y un mecanismo de control que evite confusiones y garantice el seguimiento de las dosis según el tipo de vacuna, para lo cual podrían utilizar carnet de diversos colores, sugiere Amador.

2. ¿Cómo seleccionará a los grupos de riesgo para la vacunación?

Los especialistas coinciden que el primer grupo en el proceso de vacunación contra la covid-19 debe ser el personal que está en primera línea, en atención a la pandemia –médicos, enfermeras, personal de emergencia–; que están expuestos a mayor carga viral.

Luego, en el segundo grupo, las personas más vulnerables a desarrollar la covid-19 de forma severa, ya sea por su edad o condiciones de salud preexistentes. Este grupo incluye a mayores de 65 años y enfermos crónicos.

Sin embargo, el epidemiólogo Rafael Amador, señala que el alcance real que se tenga en este primer momento, dependerá de la disponibilidad de las dosis de las vacunas.

La ministra de Salud, Martha Reyes, indicó el pasado once de febrero que los “grupos de prioridad” son “el personal de Salud, adultos mayores con enfermedades crónicas, adultos jóvenes con enfermedades bases y posteriormente el resto de la población”. Sin embargo, mencionar los grupos no responde cómo serán atendidos para inmunizarse.

3. ¿Cómo se vacunará a los médicos del sector privado?

El plan de vacunación contra la covid-19, que el Gobierno aún no detalla, también “tiene que definir muy bien las políticas y las estrategias de acceso a la vacuna”, demanda el salubrista Carlos Hernández. A su juicio, está claro que a los sanitarios del sector público les llegará la vacuna a través de las unidades de salud. Sin embargo, pregunta sí se incluirá a los profesionales sanitarios del sector privado, y ¿cómo van a hacer eso?

Será, agrega Hernández, que el Minsa ¿facilitará la capacidad de vacunación al sector privado o este personal deberá ir al sector público a vacunarse? Además,  señala que no solo se refiere a los médicos de hospitales privados, clínicas o laboratorios, sino a los doctores que han atendido a la población en los barrios y por ende, han estado en contacto con casos covid-19. “Son preguntas de las que no tenemos respuesta todavía”, menciona el especialista.

4. ¿Cómo y dónde se atenderán a adultos mayores?

Los especialistas también señalan que muchos de los adultos mayores no podrán ir a las unidades de salud, entonces “tocará acercar puestos de vacunación contra la covid-19”. El salubrista Carlos Hernández hace énfasis en que el propósito con priorizar este grupo es reducir la mortalidad de la pandemia.

Agrega que los siguientes a quienes debería de corresponder la vacuna es a los trabajadores esenciales, que están en alto contacto con la población. Esto incluye a policías, servicios fúnebres, transportistas y docentes, entre otros.

“Ese es un plan de vacunación, el que nos dice todo eso, a este grupo le vamos a llegar así, y más o menos le vamos a llegar en marzo, junio, julio, agosto, septiembre”, comenta Hernández. Acto seguido, critica: “Eso no lo sabemos”, y agrega: “Lo que te estoy dando es como una idea de lo que deberíamos tener ahorita, pero no lo tenemos”.

5. ¿Qué hacer ante la desconfianza en el sistema de salud?

Aunque los nicaragüenses tienen décadas de aceptar las vacunas y en su mayoría las reconocen como un elemento que ayuda a mejorar su calidad de vida, en el contexto pandémico hay mitos, confusión y desinformación alrededor de la eficacia y calidad de las vacunas. Al riesgo de suspicacia o desconfianza de la vacuna en sí, en el país también se suma la desconfianza en sistema de salud, señala el epidemiólogo Rafael Amador.

Entre los factores que influyen en el incremento de la desconfianza del Minsa están que se negó a atender a opositores heridos en el 2018 y además ha intentado ocultar miles de muertes causadas por la pandemia.

Esta desconfianza de la población en el sistema de salud ha sido evidente durante la pandemia de coronavirus. Gran cantidad de personas han decidido atenderse en casa, con asistencia remota de médicos privados, en lugar de acudir a las unidades de salud.

El salubrista Carlos Hernández resalta que la vacunación contra la covid-19 “necesita confianza, mucha confianza”. Sin embargo, en la medida en que el Gobierno no sea transparente, “eso no abona a la confianza porque solo en la confianza esta la decisión voluntaria de vacunarme”, señala. El especialista sostiene que “a nadie pueden vacunar obligado”, porque se trata de una decisión informada y voluntaria. “Es una decisión autodeterminada”, indica.

Pero esta urgencia de fomentar confianza en la población pareciera no ser parte de las prioridades del Gobierno, que desde el principio de la pandemia impuso una política de hermetismo, con la publicación de datos dispersos, y cifras poco creíbles sobre contagios, fallecidos y recuperados.

Es necesario, dice el salubrista Hernández, que se explique cuáles son las vacunas, las dosis, el carnet que utilizarán para diferenciarlas, el tiempo que la persona debe esperar por cualquier reacción alérgica, cuáles son los protocolos a seguir, ya que la vacunación no se puede convertir en un proceso de contagio.

“Si el Ministerio estuviera no dando por cuenta gotas, si nos diera una visión del plan global de vacunación contra la covid-19, otra sería el cantar, porque reduce la incertidumbre, generaría más confianza, y estaríamos de manera, mucho mas tranquila, todo el mundo, encaminados a fortalecer la prevención, y la vacunación”, expresa.

6. ¿Cómo se administrarán las diferentes vacunas?

La vicepresidenta y vocera del Gobierno, Rosario Murillo, aseguró que además de la vacuna de Oxford-AstraZeneca, el país también se encuentra en procesos de adquisición de 3.8 millones de dosis de Sputnik V y 1.5 millones de dosis de Moderna. Además, aceptaron la donación de la India de la vacuna Covaxina.

En total, esperan obtener más de 7 millones de dosis, que cubrirán al 55% de la población, según los datos oficiales. Para esto, invertirán más de 115 millones de dólares, entre vacunas, el fletaje, seguro e insumos. Estos datos se conocieron en la mitad de enero, pero no se han generado más actualizaciones que permitan saber qué tanto avanzan los procesos, y lo más importante, cuándo llegará el primer cargamento de vacunas, de las que el Gobierno ha gestionado, aparte de Covax.

El salubrista Carlos Hernández explica que a la población se le debe informar sobre un estimado de tiempo en que podrían contarse con las dosis en el proceso de vacunación contra la covid-19, así como los pasos que se dan para concretar las compras. Se debe tener claro el cronograma general, expresa.

Para el epidemiólogo Rafael Amador, la transparencia debería ser la primera variable que deben manejar bien, ya que un pueblo informado, colabora, no es suspicaz, ni desconfía y tampoco busca como presionar por información que es un derecho.

 



Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

 


Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend