Nación

Régimen de Ortega impidió ingreso a Nicaragua a hijo de periodista opositor cubano

Juan Eduardo Moreno quedó varado por dos días en El Salvador y ya está de regreso en La Habana. "No me dejaron salir de este infierno", reclama

El activista cubano Juan Eduardo Moreno, hijo del periodista y director del medio Amanecer Habanero y de una dirigente de la Red Femenina de Cuba, fue deportado el lunes 17 de enero a La Habana, luego que el régimen de Daniel Ortega le negara la entrada a Nicaragua.

“No me permitieron cumplir mi sueño de huir del infierno de la persecución y miseria que significa vivir en Cuba”, relató en entrevista con CONFIDENCIAL.

Moreno estuvo por casi dos días en un limbo migratorio en El Salvador, a donde llegó el sábado 15 de enero legalmente procedente de la isla​. “Yo salí normal de La Habana, nadie me dijo que no podía viajar y cuando estaba a dos minutos de tomar el vuelo a Managua, después de haber pasado por Panamá, me informaron que no podía subir porque el Gobierno de Nicaragua me negaba la entrada”, contó.

Las autoridades salvadoreñas lo mantuvieron “vigilado” y no me quisieron brindar información, ni me dejaron comunicarme con nadie para pedir asilo político. “Incluso la primer noche tuve que dormir en el suelo”, mencionó.

El joven es hijo del periodista cubano Juan Manuel Moreno y de la activista Zelandia de la Caridad Pérez Abreu.  “Mis padres son opositores muy conocidos en Cuba y empecé a sentir la presión y las amenazas por parte de la Seguridad de Estado hacia mí, por lo que quería y sigo pensando en salir de este país”, afirmó.

Interrogado a su regreso a Cuba

El padre del joven manifestó que hubo complicidad entre las dictaduras de Cuba y Nicaragua, pues es claro que le prohibieron la entrada por ser hijo de “personas que se enfrentan a la dictadura castrista asesina de Díaz-Canel”.

Moreno llegó a La Habana el lunes 17 de enero a las 11:40 de la noche y era esperado por oficiales de Migración y de la Seguridad del Estado. “Me interrogaron varios funcionarios por casi dos horas y me dijeron que la culpa era de la aerolínea Avianca y del Gobierno de Nicaragua, que ellos no tenían nada que ver”, expresó.

Además le exigieron que “dejara de poner noticias falsas”, pues de lo contrario podría “sufrir las consecuencias”, lo que toma como una clara amenaza de cárcel.

Se desconoce paradero de dos periodistas cubanos

El pasado cuatro de enero los periodistas cubanos Héctor Valdés y Esteban Rodríguez recibieron apoyo y asistencia del Gobierno de El Salvador luego de que el régimen de Ortega les negara la entrada a Nicaragua. Ambos denunciaron su exilio de la isla debido a la represión del régimen de Cuba. Rodríguez fue liberado el día de su viaje , tras ocho meses de prisión por manifestarse pacíficamente.

La Dirección General de Migración y Extranjería de El Salvador informó el pasado 11 de enero, en un comunicado, que ambos abandonaron el proceso de solicitud de refugio en ese país.

El texto detalla que ambos, “de forma voluntaria”, solicitaron a la Secretaría de la Comisión para la Determinación de Personas Refugiadas la condición de refugiados, por lo que las autoridades salvadoreñas activaron los protocolos de “protección y asistencia humanitaria debido a su condición de vulnerabilidad” y avisaron a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas (Acnur).

Valdés y Rodríguez expusieron en su solicitud “la situación de persecución política por la cual fueron obligados a salir de su país alegando torturas, intimidación, amenazas y otros vejámenes hacia ellos y a sus familias”.

Ninguno de los dos, sin embargo, se presentó a la audiencia de refugio, por lo que la cita se reprogramó, pero tampoco comparecieron, con lo que cerraron con la solicitud “por abandono de la causa por parte de los interesados”.

“Como parte del protocolo de protección de solicitantes de refugio, se intentó ubicarlos en el alojamiento que fue ofrecido por el Gobierno de El Salvador tras su llegada al país, pero no se encontraban en el lugar y hasta el momento se desconoce su localización”, reitera el comunicado.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend