Emergencia Coronavirus

Nicas buscan opciones para viajar tras vacunarse con la Sputnik V o Covishield

Viajeros nicaragüenses inoculados con la vacuna rusa o la india, no pueden ingresar a destinos como Estados Unidos y la Unión Europea

“Julia”, de 50 años, se inyectó la primera dosis de la vacuna rusa Sputnik V, en agostó pasado. No era la opción que quería, pero aceptó por recomendaciones médicas. Además, dada su edad, no quiso “arriesgarse” a un contagio de la covid-19, mientras esperaba la llegada de otros biológicos como la AstraZeneca.

“Julia” era consciente que la Sputnik V no estaba aprobada por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Ahora, tiene un contratiempo para viajar fuera de Nicaragua: la vacuna rusa no es aceptada en muchos países de destino.

La nicaragüense tiene programado, para enero próximo, un viaje personal a Estados Unidos, y si para entonces no está reconocida esa vacuna, no podrá entrar a ese país.

“Sé que tendría dificultades para ir a Estados Unidos, pero primero es mi salud. Mi esperanza es que de aquí a enero, la OMS certifique la vacuna rusa”, comentó “Julia”.

Estados Unidos, hasta la fecha, permite que los nicaragüenses entren a su territorio solo con una prueba PCR, que cuesta 150 dólares en los laboratorios del Ministerio de Salud (Minsa). Sin embargo, a partir de noviembre próximo, las restricciones cambiarán y será necesario que los turistas tengan el esquema completo de vacunas, aunque solo las aprobadas por la OMS: Pfizer/BioNtech, AstraZeneca, Janssen, Moderna, Sinopharm, Sinovac-Coronavac. 

El pasado 3 de octubre, el ministro ruso de Salud, Mijaíl Murashko, dijo que ya habían superado todos los obstáculos para lograr el registro de las vacunas Sputnik V, por parte de la OMS, luego que dos semanas antes se anunciara que la certificación estaba suspendida porque una de las fábricas que produce la vacuna no pasó una inspección de calidad.

Vacuna Covishield

En la misma situación de “Julia” se encuentra “Roxana”, quien se vacunó en abril pasado con el biológico indio Covishield. Desde entonces, ella está a la espera de la segunda dosis, pero no ha logrado que en ningún centro de salud se la apliquen; por el contrario, nadie le ha dado información sobre cuándo estará disponible este biológico para completar su esquema completo.

“Cuando pregunté a los del Minsa me dijeron que fuera a apuntarme a un centro de Salud. Acudí y lo que hizo la secretaria fue apuntarme en un papelito que metió dentro de un cuaderno, sin preguntarme algún número para contacto”, explicó “Roxana”.

Ella necesita viajar a España, a mediados del próximo año. En el caso de la Unión Europea (UE), las restricciones están vigentes desde junio pasado. Para entrar a ese territorio se debe tener el esquema completo de cuatro biológicos específicos: Pfizer, Moderna, Astrazeneca, Johnson & Johnson y Covishield.

Cuando “Roxana” se enteró que no tendría la segunda dosis de la Covishield en Nicaragua, pensó en viajar a algún país centroamericano que vacune a los turistas. Hasta el momento, Panamá es el único país de la región que, desde el pasado 1 de octubre, vacuna a los viajeros, quien deben cumplir con los requisitos regulares para entrar al país: ponerse una vacuna contra la fiebre amarilla, llevar 500 dólares que respalden el viaje que realizarán y hospedarse en un hotel aprobado por el Gobierno panameño, dentro del programa de vacunación para turistas.

La búsqueda de otra dosis 

“Roxana” pretende recibir la segunda dosis de una vacuna contra la covid-19, aunque sea de una marca diferente al biológico indio. Sin embargo, el epidemiólogo Leonel Argüello ha advertido que las vacunas Sputnik V y Covishield, no pueden ser mezcladas con las demás que existen en el mercado.

Según Argüello, la vacuna india solo puede ser mezclada, para una segunda dosis, con la Pfizer o Moderna; mientras que la Suptnik V, solo puede combinarse como segunda dosis con la Moderna o Covishield. “De las demás no hay estudios y sería un riesgo para quien lo haga”, alerta el médico.

Ninguno de los dos escenarios permitiría que las personas puedan buscar una segunda dosis que no sea de las ya mencionadas, por lo que, en los países donde están vacunando solo con AstraZeneca, no tendrían muchas opciones y sería muy arriesgado para esas personas ponerse una dosis de alguna otra vacuna sin informar al personal de salud como menciona Argüello.

En Nicaragua solo se han puesto tres tipos de vacunas: la Sputnik V, la Covishield y AstraZeneca. El Minsa prevé, para este mes, aplicar la Pfizer, pero solo para embarazadas —de su cuarto mes de gestación en adelante—  y niños mayores de 12 años con padecimientos de nefropatía, hemofilia o con alguna condición congénita que eleve su riesgo frente al coronavirus.

A esa lista, el Minsa agregará en la tercera semana de octubre las vacunas cubanas Abdala, Soberana 02 y Soberana Plus, que serán administradas a niños de 2 a 17 años. Estos biológicos tampoco han sido aprobados por la OMS.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend