Emergencia Coronavirus

Ministra de Salud asegura, sin dar detalles, que Gobierno comprará vacunas a Rusia

“Estamos en proceso de que ellos nos anuncien en cuanto tengan su disponibilidad, el cronograma de entrega”, dice ministra de Salud, Martha Reyes

Después de meses de silencio sobre los procesos de compras de vacunas contra la covid-19, que el Gobierno anunció en enero, la ministra de Salud, Martha Reyes, aseguró que mantienen las gestiones con la Federación Rusa, y aunque no afirmó que la compra ya era un hecho, dijo, de forma escueta, que “estamos en proceso de que ellos nos anuncien en cuanto tengan su disponibilidad, el cronograma de entrega”, expresó en una entrevista en un programa del canal parlamentario.

Reyes no indicó la cantidad de dosis de vacunas Sputnik V que el Gobierno gestiona. Sin embargo, según el plan de seguimiento presentado a principio de 2021, la compra sería de 3.8 millones de dosis para proteger a 1.9 millón de ciudadanos.

La otra alternativa de vacuna, cuya adquisición también sigue en gestión, según la ministra, es la Covaxin, fabricada por la farmacéutica Bharat Biotech en colaboración con el Consejo Indio de Investigación Médica (ICMR) – Instituto Nacional de Virología (NIV) de la India. No mencionó la vacuna Moderna ni la Covishield, que la misma vicepresidenta Rosario Murillo, dijo en febrero que había avances en las negociaciones, pero no brindó mayores detalles.

El único suero que Nicaragua tiene garantizado hasta ahora es la vacuna Covishield -a como se conoce a la versión India de Oxford-AstraZeneca, producida en el Instituto Serum de la India–, donada a través del mecanismo COVAX, de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Se espera que el segundo lote del suero llegue al país en mayo, pero la fecha aún debe ser confirmada, debido a los retrasos generados por el incremento de casos de covid en la India, y la posterior decisión de las autoridades de ese país en priorizar la inoculación de su población.

Reyes apenas brindó generalidades sobre los procesos de compra de sueros, y contrario a la urgencia que han expresado médicos independientes de contar con más vacunas y agilizar el proceso de vacunación, aseveró que continuarán vacunando con los antídotos que “vayan ingresando”.

Minsa seguirá vacunando a mayores de 60 años

La vacunación seguirá centrada en el grupo de mayores de 60 años con enfermedades crónicas y pacientes cardiópatas y oncológicos, y posterior, vacunarán a los “trabajadores de instituciones que están de cara a la atención”, entre los que debería estar incluido el personal sanitario, uno de los más expuestos a contagios por la atención de primera línea en la contención de la pandemia.

El siguiente grupo serán las personas menores de 60 años con alguna enfermedad y posteriormente, la población general, mayor de 18 años, dijo la ministra de Salud, cuya cartera gubernamental guarda con recelo el plan de vacunación contra la covid-19, que fue presentado a OPS, pero que el país no conoce.

La meta del Gobierno es vacunar durante 22 días 167 500 personas, de las cuales, hasta el martes 13 de abril, contabilizaron un avance del 35% equivalente, a 58 625 inmunizados, que sumados a los 3000 pacientes con Insuficiencia Renal Crónica que fueron protegidos con la vacuna Sputnik V, completan 61 625 personas vacunadas contra la pandemia.

Sin embargo, los esfuerzos aún se quedan cortos para completar la protección de al menos el 70% de la población nicaragüenses, necesario para tener cierto control de la enfermedad.

Estimaciones del salubrista Carlos Hernández, miembro del Comité Científico Multidisciplinario, indican que, al finalizar abril, la cantidad de población vacunada equivale al 2.6% de la población total y apenas el 20% de los grupos priorizados, muy por debajo del 55% de población vacunada que el Gobierno prometió en enero 2021.

Discrecionalidad en número de casos y muertes por covid-19 en Nicaragua

El Minsa reconoce, hasta el 20 de abril, 6835 contagios y 181 muertes por covid-19. Sus cifras han sido cuestionadas por la comunidad médica independiente porque no reflejan el comportamiento real de la pandemia. De hecho, ni en los momentos más críticos de la curva de contagios, en abril y mayo de 2020, las autoridades sanitarias reconocieron el incremento de contagios y muertes, cuyo recuerdo más funesto son los entierros exprés a cualquier hora del día.

La ministra Reyes no se refirió a las estadísticas de contagios y fallecidos que ha dejado la pandemia en Nicaragua, y tampoco cuestionó las aglomeraciones que el mismo Gobierno promueve, elevando el riesgo de transmisión del virus entre la población que participa de las mismas.

Un análisis realizado por CONFIDENCIAL con base en datos del independiente Observatorio Ciudadano revela 340 contagios sospechosos de la covid-19 y 23 fallecimientos durante los últimos 15 días, que evidencia aumento posterior a Semana Santa.

En las unidades de salud mantienen las áreas de cuadros respiratorios, afirmó Reyes y en dependencia de la gravedad de los casos, se decide si el paciente se queda hospitalizado o puede tratarse desde casa.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend