Nación

Estudiantes regresan a las aulas, pese al riesgo de nuevo rebrote de covid-19

Ministerio de Educación se ha negado a suspender las clases presenciales desde el inicio de la pandemia de covid-19

Un total de 1.8 millón de estudiantes regresaron a las escuelas públicas este lunes 24 de enero, sin que el Ministerio de Salud (Minsa) o el Ministerio de Educación (Mined) publicaran un protocolo de bioseguridad ante el riesgo latente de una tercera ola de contagios de covid-19, detonada por el relajamiento de las medidas de prevención en diciembre pasado y por la circulación de ómicron en países vecinos.

Médicos independientes advirtieron que las escuelas, estudiantes, maestros y padres de familia deben cumplir estrictos protocolos de prevención de contagios para evitar una escalada de infecciones. A inicios de 2022, fuentes médicas confirmaron nuevos casos en núcleos familiares. Los síntomas eran leves y los asociaban a la nueva variante ómicron. Sin embargo, los doctores aseguran que el Minsa es el único que puede confirmarlo con base a la vigilancia genómica y hasta ahora no lo ha hecho.

El epidemiólogo Leonel Argüello recomienda que en las escuelas se garantice una distancia mínima de dos metros, las aulas deben estar ventiladas y contar con material educativo sobre la prevención de covid-19. Además, reiteró que el uso de mascarilla y lavado de manos debe ser indispensable para cualquier persona que ingrese al lugar. Pero este lunes, en varios centros escolares del país se observó aglomeración de estudiantes y padres de familias.

En su discurso inaugural del año escolar 2022, la ministra de Educación, Liliam Herrera, no se refirió al desafío educativo que implica este regreso a clases en medio de un posible repunte de casos de coronavirus. Destacó el compromiso del magisterio en la formación de menores, y aplicando el guion propagandístico del Gobierno, aseguró que van “a seguir la senda y el camino de la paz, de la unidad, de la fraternidad para desarrollar al ser humano y la misión fundamental es erradicar la pobreza de nuestro territorio”, expresó.

Tras un recorrido junto al asesor en temas de educación, Salvador Vanegas, y otras autoridades educativas en el Instituto Nacional Francisco Luis Espinoza, en Estelí, donde se inauguró el ciclo lectivo, aseguró que en las escuelas se está garantizando la instalación del protocolo de bioseguridad y cuidando la salud de los alumnos, sin dar mayores detalles.

Ómicron en Centroamérica: Tres países ya la identificaron, Nicaragua tiene capacidad para buscarla

En la práctica, docentes han asegurado con anterioridad y bajo anonimato, que a medida que avanza el año escolar, las normas de bioseguridad se vuelven laxas y hay escuelas en las que sencillamente, no se pueden cumplir porque tienen carencias de vieja data: limitado acceso a agua potable, o bien, la población estudiantil sobrepasa los 30 alumnos por aula de clase, lo que vuelve imposible garantizar la distancia requerida para evitar contagios.

Hasta este lunes, autoridades sanitarias solamente han desarrollado jornadas epidemiológicas en escuelas en Managua, que consistieron en la aplicación de Biorat, BTI, fumigación y supervisión de la calidad del agua.

Ministerio de Educación inaugura año escolar 2022, sin advertir el riesgo de un nuevo brote de contagios, señalado por médicos independientes. Foto: Tomada de Presidencia

¿Suspender clases presenciales ante posible nueva ola?

Desde la perspectiva de Argüello no es recomendable suspender por completo las clases presenciales por el bienestar de los niños. Las experiencias en otros países han demostrado que el cierre de escuelas afecta a los menores. Sin embargo, indica que lo recomendable es aplicar el protocolo de bioseguridad y tratar los contagios por grupos, a menos que los casos aparezcan en todas las aulas de un mismo centro, “ahí se tendría que cerrar el colegio”, expresa.

Si un niño presenta síntomas gripales o malestares de salud general lo mejor es quedarse en casa. Si fuera el docente, además de guardar reposo debe avisar a las autoridades para prevenir contagiar al resto del personal y alumnos.

“Sus contactos, que es cualquier persona que haya estado a menos de 2 metros de distancia por al menos 15 minutos en 24 horas, debe notificarle para ponerse en cuarentena durante 10 días. Si el contacto fue en área abierta o en patio, no es necesario la cuarentena”, explica el epidemiólogo Argüello.

Lo ideal es que si un maestro está enfermo, su clase debería hacer cuarentena por 20 días y hacerse exámenes de laboratorio. Sin embargo, durante estos dos años de pandemia de covid-19, estos protocolos, han funcionado más en centros privados que en centros públicos. En 2021, el Mined intentó minimizar los contagios en maestros, tratándolos como cuadros gripales, les otorgaban subsidios de siete días; se incorporaban con la incertidumbre de haberse contagiado o no del SARS-CoV-2.

La Unidad Sindical Magisterial estima que en 2020 fallecieron 52 maestros con sintomatología sospechosa de covid-19.

Otra de las recomendaciones de Argüello es que los maestros cuenten con su esquema completo de vacunación y su dosis de refuerzo. Asimismo, deben dar el ejemplo a los escolares, utilizando la mascarilla todo el tiempo y bien ajustada.

Los docentes de escuelas públicas ingresaron el 12 de enero y durante las capacitaciones recibidas previo al inicio de año escolar, en algunos casos, les recordaron el uso de mascarilla y alcohol gel. Sin embargo, “no se les dijo van a tomar tales medidas si los estudiantes presentan tales síntomas, eso no, eso no lo dijeron, sino que rápidamente lo de las mascarilla y el alcohol gel”, aseguró la USM

En otros grupos de docentes la pandemia pasó totalmente desapercibida.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend