Emergencia Coronavirus

Escasa información sobre vacunas cubanas para menores de edad en Nicaragua

Nicaragua debió garantizar la inmunización contra la covid-19 al 80% de los adultos mayores de 60 años, antes de proteger a otros grupos

El Gobierno de Daniel Ortega mantiene su disposición de vacunar contra la covid-19 a niños de dos a 17 años con las vacunas cubanas Abdala, Soberana 2 y Soberana Plus, pese a que no cuentan con la autorización de uso de emergencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y la información científica independiente a los fabricantes, escasea. El epidemiólogo Leonel Argüello no ha encontrado publicaciones sobre la fase tres de estas vacunas, que Cuba ya aplicó al 40% de su población.

“Tengo cuatro días de estar investigando, no he terminado. Una vez que concluya con la investigación que estoy haciendo, entonces si voy a poder dar una recomendación –sobre su aplicación–, pero antes no me atrevo porque quiero terminar de agotar todos los lugares en relación a los países donde se están aplicando estas vacunas”, expresó el especialista durante una entrevista en el programa Esta Noche.

Por su parte, la Organización Panamericana de la Salud (OPS), recalcó que las únicas vacunas autorizadas por la OMS para inmunizar a niños y adolescentes son Pfizer y Moderna, mientras el resto de sueros están bajo revisión. En el caso específico del uso de las vacunas cubanas, el subdirector de la OPS, Jarbas Barbosa, explicó que la “la decisión de autorizar una vacuna en un país es una decisión soberana de la autoridad sanitaria”.

“Nosotros solo podemos hablar de las vacunas que ya fueron evaluadas por el equipo de la OMS y ya recibieron la autorización de uso de emergencia para la covid-19. No podemos hablar sobre vacunas que todavía no han completado ese proceso. No es que puedan ser malas o buenas, simplemente que no podemos hablar sobre lo que no revisamos de manera cuidadosa, que nuestros colegas de Ginebra no han revisado”, expresó Barbosa, durante la conferencia semanal de este miércoles.

Las declaraciones de la autoridad de OPS fueron celebradas por la vicepresidenta Rosario Murillo, quien en ocasiones anteriores ha callado ante los cuestionamientos del organismo sobre la “escueta” información del número de casos y muertos provocados por la covid-19, lo que impide a OPS hacer una evaluación de la situación epidémica del país.

“Y bueno, reconoce la OPS-OMS el derecho soberano de cada país de utilizar las vacunas que considere más eficaces, más convenientes, para completar los procesos y proteger a toda la población, así que, compañeros, compañeras, nosotros agradecidos, vamos adelante”, expresó Murillo en su alocución de mediodía.

Barbosa, agregó que desde OPS están apoyando a Cuba para que participe en el proceso de precalificación para su autorización. “Ya tuvimos una reunión con el equipo de OMS y los productores de la vacuna. Vamos a tener otras reuniones porque nuestro interés es que todas las vacunas puedan participar en el proceso de la OMS, para recibir la autorización de uso de emergencia porque eso va ampliar la oferta de vacunas que podemos comprar por el fondo rotatorio”, señaló.

Las vacunas cubanas se aplican además de la Isla en otros tres países: Venezuela, Irán, Vietnam y ahora, se suma Nicaragua. Argüello señala que Cuba cuenta con el recurso humano y el equipamiento técnico para producir las vacunas, pero cuestiona la disponibilidad de estudios sobre el proceso de fabricación.

Según los productores de las vacunas, Abdala tiene un 92% de efectividad frente a la enfermedad sintomática, mientras que Soberana 2 más una dosis de Soberana Plus representan una efectividad de 91.2% ante la covid-19.

Vacunación contra la covid-19 “sin estrategia”

Nicaragua empezará a vacunar a los menores de edad sin que se tenga certeza si ya ha protegido al 80% de la población mayor de 60 años, que tiene más riesgo de desarrollar la enfermedad de forma grave y fallecer, junto al sector sanitario. Estas decisiones revelan, según el epidemiólogo Argüello, la carencia de una estrategia de vacunación contra la pandemia, ya que al cubrir grupos dispersos no se garantiza un “beneficio colectivo”.

Destacó que, si bien los niños se contagian del virus, la movilidad es mayor entre los adultos, y bajo esa línea, “la prioridad no es la vacunación de los niños, la prioridad debe ser, primero, los trabajadores de salud”. Esa fue la sugerencia de OPS, acogida por cientos de países a nivel mundial, pero en Nicaragua no se cumplió y ahora, es el país de América donde mueren más sanitarios. Durante 17 meses de pandemia, han fallecido 207 trabajadores del sector sanitario con síntomas sospechosos de la covid-19, según el Observatorio Ciudadano.

El subdirector de la OPS coincidió con Argüello, al señalar que el primer objetivo de las vacunas contra la covid-19 fue salvar vidas, y como los adultos mayores tienen mayor riesgo, la recomendación del organismo fue protegerlos junto a los profesionales de salud para mantener los servicios médicos funcionales. Después se debía ampliar a otros grupos de adultos.

“Adolescentes y niños, en verdad, no era un grupo prioritario al principio, porque la gran mayoría de los casos graves, de las defunciones, se concentran en los adultos y los adultos mayores (…) Un país que ya vacunó toda la población adulta, y tiene vacuna disponible y autorizadas para adolescentes, debe iniciar la vacunación de adolescentes (…) Todos los países deben tener fases de vacunación para no empezar a vacunar grupos de menor riesgo antes de completar la vacuna en grupos de mayor riesgo, y seguro que la estrategia de cada país tiene que estar bien fundamentada por la disponibilidad de vacunas”, expresó el subdirector de OPS.

Para Argüello en Nicaragua “no hay una respuesta antiepidémica”, y el virus “sigue haciendo lo que quiere”. Advirtió que producto de las aglomeraciones es posible que se produzcan más casos y fallecimientos, además del riesgo que se genere una nueva variante del SARS- CoV-2 debido al nivel de contagio en el país.

El experto destaca que la vacunación es parte de una estrategia integral, que requiere la mantención del distanciamiento físico y la exigencia del uso de mascarilla. No obstante, los “mismos centros de vacunación son centros de contagios”, cuestionó. “No es un abordaje de carácter integral, no hay una estrategia de vacunación”, y por supuesto, no existe lo que se llama la urgencia de vacunación, expresa.

Recordó que la desinformación “mata”, por ende, el Minsa deberá hacer una campaña educativa no solo sobre las vacunas cubanas, sino para otros grupos, como las embarazadas. En Nicaragua, con años de experiencia en jornadas de vacunación, la inmunización contra la covid, ha generado un estrés adicional porque la población desconoce si logrará alcanzar su primera dosis, y quienes ya tienen el primer pinchazo no saben cuándo les tocará la segunda dosis, y viven en incertidumbre.

Nicaragua en la cola de la vacunación

La OPS informó este miércoles que apenas el 37 % de las personas en América Latina y el Caribe han sido vacunadas completamente contra la covid-19, y que Nicaragua junto a Jamaica y Haití no han alcanzado siquiera el 10 % de cobertura.

“Seguimos instando a los países con dosis excedentes a que las compartan con los países de nuestra región, donde pueden tener un impacto que salve vidas”, afirmó la directora de la OPS, Carissa Etienne, en la conferencia semanal del organismo. Murillo aseguró este miércoles que el país recibirá  1.4 millones de dosis donadas, entre dos lotes de vacunas Pfizer y dos de Astrazeneca; uno donado por España y otro, por Canadá.

La meta de OPS era garantizar vacunas a los países más pobres, entre estos Nicaragua, para que protegieran al 20% de la población en 2021 y pese a problemas con los fabricantes, han gestionado donaciones a través de otros países. Sin embargo, en el país la inmunización continúa a paso lento.

El epidemiólogo Argüello sostiene que el Minsa tiene la capacidad de aplicar 155 000 dosis diarias, tomando en cuenta que hay disponibilidad de sueros, pero el problema está en la organización y planificación. “Tenemos una gran capacidad, pero no la estamos utilizando”, cuestionó.

*Con información de EFE.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend