Emergencia Coronavirus

En Nicaragua ya circula la variante ómicron y se extenderá “progresivamente”, confirma la OPS

Organización Panamericana de la Salud (OPS) advierte que esta es la variante más contagiosa del SARS-CoV-2 que causa la covid-19

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) confirmó la circulación de la variante ómicron en Nicaragua, según datos proporcionados por el Ministerio de Salud (Minsa), que sin embargo –como ha ocurrido con la circulación de las otras variantes del SARS-CoV2– no lo ha informado a la población nicaragüense, que vuelve a enterarse a través de la organización internacional.

La OPS también alertó de un leve incremento de casos positivos de covid-19, cuya mayoría de muestras corresponden a ómicron y, en menor medida, a la variante delta.

“Nicaragua confirmó la circulación de la variante ómicron, y que hoy, la mayoría de la muestras positivas por SARS-CoV-2 corresponden a esa variante y en menor medida a la variante delta”, señaló el doctor Ciro Ugarte, director de Emergencias en Salud de la OPS en conferencia de prensa este miércoles.

Tal como ocurrió también con la identificación de las otras variantes de preocupación- alfa, beta, gamma y delta-, Nicaragua volvió a ser el último país de Centroamérica en confirmar la circulación de ómicron, considerada la más contagiosa entre todas las cepas, aunque con menor capacidad de generar una enfermedad grave, según los estudios científicos realizados.

Ugarte explicó que según la caracterización de los casos correspondientes a muestras positivas que han sido secuenciadas por el Minsa, la mayoría corresponde a sexo femenino. Los grupos de edad más afectados van de 30 a 50 años, seguido de los mayores de 50 años. Y a como ha ocurrido en otros países que detectaron la circulación de ómicron, se estima que progresivamente la variante “estará presente” en todo el país.

“Es muy importante que la población esté consciente de que es muy difícil que una variante de este tipo esté concentrada solo en un lugar, y que por lo tanto, es imprescindible mantener las medidas de protección, en particular, el uso adecuado, permanente de mascarilla en los ambientes públicos, mantener la distancia física, evitar aglomeraciones particularmente en lugares donde es muy difícil, que el ambiente este cerrado, pueda ser que aumente la transmisión”, expresó el médico Ugarte.

Hasta ahora, las autoridades del Minsa no han oficializado la circulación de ninguna de las variantes de preocupación, como sí lo han hecho sus homólogos en países vecinos. En semanas pasadas, OPS aseguró que Nicaragua ha generado un sistema de vigilancia genómica que le ha permitido demostrar la circulación de las variantes, tanto de interés como de preocupación.

Sin embargo, ha sido a través del reporte que el Minsa envía a OPS que se ha logrado corroborar cuál es la situación real de las variantes, ya que todo lo relacionado con la pandemia de covid-19 se maneja bajo la discrecionalidad del régimen de Daniel Ortega en Nicaragua.

Aumento de contagios por ómicron coincide con reportes médicos

El leve aumento de casos confirmado por el ente de salud regional coincide con el reporte de médicos independientes que confirmaron a CONFIDENCIAL, que a inicios de enero, identificaron la presencia de contagios con sintomatología sospechosa de ómicron. Los pacientes contagiaban a sus familiares en menor tiempo, los síntomas eran de tipo catarral y el periodo de evolución de la enfermedad era mucho menor a cómo se estaban manifestando en brotes anteriores.

El médico Ugarte destacó que sí una persona tiene síntomas sospechosos de covid-19 o ha tenido contacto con una persona con sintomatología de coronavirus, se debe proteger mucho más. La “transmisión mayor se produce en espacios cerrados, en lugares donde las personas no usan mascarillas y frecuentemente, eso ocurre en el hogar, en restaurantes o en ambientes laborales donde las personas no usan mascarilla, y como sabemos, inclusive, el virus puede transmitirse hasta 48 horas antes de empezar los síntomas…”. Asimismo, alentó a la población a reportar sus casos a las autoridades de Salud.

El médico recordó que estigmatizar a las personas con covid-19 va en contra de ralentizar los contagios que se continúan extendiendo por el mundo. “Poner un estigma a las personas que son positivas de covid-19 o que tienen síntomas nos está causando grandes problemas de aumento de transmisión. Así que esto va para la población en Nicaragua, pero va para la población de toda nuestra región…”, expresó.

Pese a todas las recomendaciones de OPS y de médicos independientes, el régimen orteguista a través de las instituciones del país continúa desarrollando actividades de aglomeración que exponen a la población. La misma vicepresidenta, Rosario Murillo, señala cada viernes que durante los fines de semana se realizan más de 4000 actividades.

Tanto el Minsa como el Gobierno han callado sobre la circulación de las variantes del virus en 2021, pese a que ya habían confirmado su presencia. Permitieron que la población se expusiera a más contagio y muertes.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend