Emergencia Coronavirus

Eddy Valverde: Régimen quiere convertir a médicos en “cómplices con su silencio”

Minsa advierte a los doctores independientes que no pueden hablar de la covid-19, caso contrario, serán encarcelados bajo la “Ley Mordaza”

Los citatorios a médicos independientes y el cierre de 15 asociaciones médicas, por parte del Ministerio de Salud (Minsa) y la Asamblea Nacional, respectivamente, responden al “autoritarismo, radicalización de la dictadura (Ortega-Murillo)”, que busca, convertir a los especialistas sanitarios en “cómplice con su silencio de una pandemia que está matando gente”, expresó el médico Eddy Valverde, miembro de la Unidad Médica Nicaragüense (UMN), desde el exilio.

Al menos siete médicos independientes fueron citados desde mediados de julio por la Dirección de Regulación Sanitaria y la Dirección de Asesoría Legal del Minsa. A todos les advirtieron que no deben pronunciarse más sobre la gestión gubernamental de la covid-19, y en los casos más extremos, hubo amenazas directas de cancelar su licencia médica e inspeccionar su consultorio.

Para el médico Valverde, estas acciones representan una “amenaza de muerte civil hacia el médico”, porque “se les está diciendo yo puedo suspender su licencia, su permiso de ejercicio profesional, y entonces lo voy ahogar económicamente a usted si sigue expresando su opinión, su pensamiento; que es totalmente diferente a la estrategia de negación y encubrimiento de la pandemia que tiene la dictadura Ortega-Murillo”.

La persecución contra los médicos ha generado temor en el gremio, que desde el inicio de la pandemia ha cuestionado la promoción de aglomeraciones por parte del Gobierno y el hermetismo del Minsa sobre las estadísticas de contagios y fallecimientos por la covid-19. Asimismo, han reclamado que se garantice el equipo de protección personal para sus colegas, quienes al inicio de la emergencia sanitaria no les permitían el uso de mascarilla para no alarmar a la población que asistía a los servicios de salud público.

“El gremio médico está atemorizado, está siendo perseguido, cualquiera de nosotros puede saber que si su ejercicio profesional está en riesgo; si le pueden fiscalizar maliciosamente su consultorio. Es un acto de intimidación y persecución, y el propósito es lograr un silenciamiento. Es que no haya disensión, que solamente se escuche la voz del señor Ortega y la señora Murillo, como si fuese la palabra de Dios, y no se pudiese cuestionar en lo absoluto”, criticó el médico en una entrevista en Confidencial Radio, este jueves.

Durante los citatorios, el Minsa también les recordó que Nicaragua ya contaba con la Ley Especial de Ciberdelitos —una de las cuatro legislaciones punitivas aprobadas en 2020 e inicios de 2021—, también conocida como Ley Mordaza, porque pretende regular el contenido en Internet y acallar las voces críticas, pero además penaliza las noticias falsas sin ningún criterio técnico.

El integrante de la UMN señaló que “los únicos que han hablado falsamente sobre la covid-19 son los funcionarios del Gobierno de Nicaragua, comenzado por el señor Ortega, la señora Murillo y los más altos jerarcas del Minsa”.

En el ámbito internacional, médicos y entes sanitarios independientes han señalado que los datos nicaragüenses sobre la pandemia “no son creíbles”. La Organización Panamericana de la Salud (OPS), ha reiterado que la información del Minsa “es escueta”, por lo que “no pueden” evaluar la situación de la pandemia en Nicaragua.

¿Alzar su voz para salvar vidas o callar por temor?

Valverde señaló que si los médicos callan acerca del manejo gubernamental de la covid-19 “más personas van a seguir muriendo, más familias van a seguir enlutadas”, por lo que los doctores deben “elegir entre un silencio cómplice con la dictadura y las muertes o levantar la voz y salvar aquellas vidas que se puedan, cuando estas personas escuchan las advertencias que se les hacen en pro de su salud”.

Desde el inicio de la pandemia, los médicos independientes orientaron a la población, a través de medios de comunicación y sus propias redes sociales, sobre la necesidad de quedarse en casa para ralentizar la curva de contagios. Asimismo, han motivado a la ciudadanía a vacunarse, mientras el Minsa se limita a decir que la decisión es voluntaria. Han aclarado las dudas respecto a las vacunas que el Minsa aplica y han alertado sobre la necesidad de maximizar las medidas de protección en medio del actual rebrote.

Los médicos han brindado atención telefónica y orientación sobre la pandemia. Asimismo, el Observatorio Ciudadano de COVID-19 se convirtió en una fuente clave para revelar el exceso de mortalidad, que solo es atribuible a la covid-19.

“Toca decidir conforme nuestro pensamiento, a nuestra conciencia y a nuestro corazón, si vamos a estar del lado de la gente, aún asumiendo las consecuencias, o estar del lado del silencio cómplice, que es lo que busca la dictadura”, reflexionó el médico.

Mayor dificultad para actualización médica

La nueva ola represiva contra el gremio médico se suma a los despidos, exilio e intimidación que han soportado cientos de trabajadores de la Salud por brindar atención médica a las víctimas de la represión gubernamental durante la Rebelión cívica de 2018. Con el cierre de las asociaciones, también se pisotean los derechos gremiales, desde el momento que llaman a un especialista y lo obligan mediante intimidación a hacer cómplice de la pandemia, explicó el médico Valverde.

Según estimaciones del galeno, un médico requiere una formación de 15 años en promedio y en dependencia de la especialidad, la inversión ronda los 250 000 dólares.

“Para una nación como Nicaragua es una catástrofe sanitaria, porque la pérdida de estos profesionales y estos talentos hace que mucha de nuestra gente no va a tener la posibilidad de ser atendido por profesionales de primer nivel. Tiene un efecto absolutamente retrogrado, porque cuando se destruye las organizaciones médicas, se está destruyendo la capacidad de formación médica continua. Los médicos debemos de estudiar continuamente, debemos de participar de debates, congresos, conferencias. Cuando esto se quita, nos vamos quedando en el atraso porque un médico no se puede actualizar”, expresó.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend