Emergencia Coronavirus

Dosis de vacuna Covishield se administrarán luego de Semana Santa

Gobierno ignora llamado del gremio médico sobre aplicar vacunas de inmediato. Amnistía Internacional documenta falta de transparencia

La vacuna Covishield contra la covid-19, donada a Nicaragua por la India y por el Mecanismo Covax, serán aplicadas a partir del seis de abril, es decir, después de Semana Santa, según el Gobierno de Daniel Ortega y Rosario Murillo, que continúa sin transparentar el detalle sobre la vacunación y el plan de inmunización contra la pandemia.

“Con la vacuna Covishield donada por india y por el Mecanismo Covax, iniciaremos la primera dosis a 170 000 hermanos para personas con padecimiento de corazón y de los programas oncológicos, también para personas de 60 años o más, a partir del martes 6 (de abril)”, dijo la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, a través de medios del Gobierno.

De acuerdo con los datos oficiales, la India donó 200 000 dosis de vacunas contra la covid-19 producidas por AstraZeneca, a las que se suman 135 000 dosis de Oxford/AstraZeneca donadas por naciones desarrolladas a través de Covax, que garantiza medicamentos a países pobres.

El total es suficiente para inyectar a 167 500 personas, según los datos oficiales.

Murillo no explicó el origen de las restantes 2500 dosis para completar las 170 000 inmunizaciones con la vacuna Covishield.

Con esa decisión, las autoridades nicaragüenses hicieron caso omiso al gremio médico, que recomendó al Ministerio de Salud aplicar las vacunas de inmediato, e incluir entre los sectores prioritarios a los trabajadores del sector sanitario.

Continuarán vacunación con dosis de Sputnik V

La también primera dama indicó que en los próximos doce días el Ministerio de Salud continuará aplicando la segunda dosis de la vacuna Sputnik V a los pacientes con problemas renales, los primeros en haber sido inmunizados en Nicaragua.

Hasta ahora la pandemia ha dejado 177 muertos y 6649 casos confirmados, según los datos oficiales.

Por su parte, el independiente Observatorio Ciudadano Covid-19, una red de médicos y voluntarios que da seguimiento a la pandemia, reporta 3009 fallecimientos por neumonía y otros síntomas relacionados con el coronavirus SARS-CoV-2, así como 13 278 casos sospechosos.

Nicaragua hasta ahora no ha establecido restricciones para evitar la propagación de la pandemia, sus autoridades promueven aglomeraciones, aplican mínimas medidas de prevención social, y brindan escasa información sobre el tema, lo que ha generado preocupación en la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Amnistía demanda transparencia e igualdad en vacunación

Los países de América Latina y el Caribe tienen que centrarse en dar prioridad a los grupos de riesgo en la vacunación contra la covid-19 con acuerdos transparentes con las farmacéuticas, expuso este jueves Amnistía Internacional (AI) en un informe.

“Los estados de América Latina y el Caribe solo podrán vencer a la covid-19 si ponen a los derechos humanos como eje central de sus planes de vacunación. Esto requiere transparencia, cooperación y la difusión amplia de información”, dijo a Efe la directora para las Américas de AI, Erika Guevara Rosas.

Para esto, concretó, es necesario proteger al personal sanitario y a los grupos de riesgo, a la vez que se impide la discriminación y la desigualdad y se garantiza el acceso gratuito a las vacunas a todas las personas, incluidos migrantes en cualquier situación.

“Los gobiernos deben destinar el máximo de los recursos disponibles a vacunar a sus poblaciones lo antes posible y abstenerse de utilizar las vacunas para beneficios personales y políticos”, sentenció Guevara Rosas.

Con hallazgos, en general, bastante desalentadores, el informe “Vacunas en las Américas: 10 imperativos de derechos humanos” analiza los primeros pasos para lograr la inmunización de la población en 17 países de América Latina y el Caribe e incluye 10 recomendaciones dirigidas a Gobiernos y empresas.

Opacidad y falta de capacidad

El informe destaca que ningún país fue capaz de ofrecer a AI una copia de los contratos con las empresas farmacéuticas a pesar de que en muchos de los países analizados existen leyes sobre transparencia. “Hubo opacidad casi completa en los contratos con farmacéuticas”, dijo a Efe Madeleine Penman, investigadora de AI.

La experta insistió en que la organización internacional también responsabiliza a las empresas, quienes “tienen que abrir su conocimiento científico para que la vacuna pueda producirse en todos los países del mundo sin demora”. “Eso es un gran problema”, dijo.

“Es lamentable que las negociaciones con farmacéuticas estén incitando a una carrera a la baja. Han hecho innovaciones muy importantes para la humanidad pero es el momento de compartirlas”, sentenció.

Asimismo, ningún Gobierno fue capaz de responder a la pregunta de AI de si tenían o no medidas o protocolos sobre los pueblos indígenas dentro de sus planes de vacunación. Aunque algunos si los incluyen, no lograron responder con precisión.

Por otra parte, solamente 13 de los 17 países analizados han hecho públicos sus planes de vacunación. “Estamos a la espera de que algunos salgan de la opacidad y den una hoja de ruta clara porque, por ejemplo, en Ecuador, Venezuela o Nicaragua sigue sin responder”, añadió la experta.

En cuanto a los sistemas de salud de los países de América Latina y el Caribe, el informe también recogió la falta de capacidad de los mismos a pesar de que los organismos internacionales consideran que la región no contiene “los países más pobres del mundo”, sino que son considerados de “ingresos medios”.

“Deberíamos tener un nivel de enfermeros, doctores, etcétera per cápita mucho más alto por el crecimiento económico que ha tenido la región pero el número es realmente lamentable. Por lo menos 10 de los 17 países ni siquiera tienen el nivel mínimo para proveer servicios básicos a la población”, dijo Penman.

De acuerdo con las conclusiones del informe, los gobiernos no está logrando que la vacunación represente una oportunidad para que se reduzcan las desigualdades, sino todo lo contrario, se está aumentando la brecha.

“Tiene que ser un esfuerzo transparente, fiscalizado y colaborativo”, mencionó la investigadora.

En este sentido, el informe también recuerda que 10 países de la región celebrarán elecciones próximamente y podrían “usar las vacunas con fines políticos”.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend