Mundo

Espían los teléfonos de periodistas independientes en El Salvador

Los teléfonos móviles de periodistas y defensores de derechos humanos en El Salvador han sido espiados con el programa israelí Pegasus, según un peritaje realizado por dos organizaciones internacionales y validado por Amnistía Internacional (AI).

“Una investigación conjunta de Access Now —organización que vela por la protección de los derechos digitales— y Citizen Lab —laboratorio especializado en ciberseguridad de la Universidad de Toronto— ha identificado el uso a gran escala del programa espía Pegasus de NSO Group contra periodistas y miembros de organizaciones de la sociedad civil en El Salvador”, indicó AI en un comunicado de prensa.

Este programa de vigilancia manipula y se apropia de toda la actividad de un teléfono inteligente, como la ubicación del usuario, sitios que visita y los contactos personales. Además, estas herramientas tecnológicas pueden convertir al equipo en un dispositivo de grabación secreto.

Amnistía añadió que “expertos técnicos del Laboratorio de Seguridad de Amnistía Internacional han revisado el informe y verificado de forma independiente las pruebas forenses que demuestran el uso abusivo de Pegasus en el país”.

Desde 2020 hasta 2021

AI recordó que en noviembre de 2021 “se hizo de conocimiento público que periodistas e integrantes de organizaciones de la sociedad civil recibieron una alerta de Apple en que se les advertía que posiblemente estaban siendo sujetos de vigilancia selectiva por parte de atacantes patrocinados por un Estado”.

La verificación de AI se realizó mediante una muestra que “incluía a varios periodistas de dos medios de comunicación”.

“El análisis forense confirmó que cada dispositivo estaba infectado con el programa espía Pegasus de NSO Group”, apuntó AI y señaló que “los primeros indicios de ataque en los dispositivos de la muestra se produjeron en torno al 30 de julio de 2020” y “los signos de amenaza o intento de ataque continuaron hasta el 15 de noviembre de 2021”.

El informe de Citizen Lab señala que logró confirmar “35 casos de periodistas y miembros de la sociedad civil cuyos teléfonos se infectaron con éxito con el software espía Pegasus de NSO entre julio de 2020 y noviembre de 2021”.

Detalló que “los objetivos incluyeron periodistas de El Faro, GatoEncerrado, La Prensa Gráfica, Revista Digital Disruptiva, Diario El Mundo, El Diario de Hoy, y dos periodistas independientes”, además de miembros de las organizaciones Fundación DTJ, Cristosal y otra ONG.

“El hackeo se produjo mientras las organizaciones informaban sobre temas delicados que involucran a la administración del presidente (Nayib) Bukele, como un escándalo relacionado con la negociación del gobierno de un ‘pacto’ con la pandilla MS-13 para la reducción de la violencia y apoyo electoral”, apunta el informe disponible en el sitio citizenlab.ca

Caso de El Faro

El diario digital salvadoreño El Faro denunció que los teléfonos de 22 miembros del periódico fueron intervenidos con Pegasus. “Desde jefaturas editoriales, periodistas, miembros de Junta Directiva y personal administrativo, el equipo permaneció bajo constante vigilancia entre al menos el 29 de junio de 2020 y 23 de noviembre de 2021. En total, ocurrieron 226 intervenciones, incluyendo evidencia de un operador ejecutando Pegasus desde territorio salvadoreño”.

El Gobierno de Bukele ha acosado y atacado constantemente al diario digital, que, a través de investigaciones periodísticas, ha revelado unas negociaciones clandestinas entre el Ejecutivo salvadoreño y las pandillas del país; así como otros casos de corrupción del Gobierno.

En septiembre de 2020, Bukele “anunció investigaciones penales” contra El Faro por supuesto “lavado de dinero” y “evasión de impuestos”. Tal decisión se dio después que el diario digital revelara que el Gobierno había negociado con la pandilla Mara Salvatrucha (MS13).

El Faro detalló que los periodos de intervenciones telefónicas fueron desde un día hasta un año bajo ataque constante. “En otras palabras: se trata de 17 meses de espionaje continuo y con total acceso a los aparatos telefónicos de más de la mitad del personal que labora para este periódico, en fechas específicas que coinciden con diferentes procesos de investigación de El Faro y con acontecimientos relevantes en la vida política nacional o ataques gubernamentales contra el periódico”.

“En 11 de los casos de empleados de este medio, el peritaje concluyó que hubo hackeo, intromisión en el aparato. En otros 11 casos, el peritaje concluyó que además hubo extracción de información. La pericia no logró determinar qué tipo de información fue secuestrada, pero el acceso que provee Pegasus permite extraer lo que sea que esté en el teléfono: fotos, conversaciones, audios, contactos. El peritaje no descarta que haya existido robo de información en los demás teléfonos, pero logró concluir sin matices que en 11 casos eso fue así”, según nota del diario.

Nueva amenaza

“El uso de Pegasus para vigilar comunicaciones en El Salvador devela una nueva amenaza para los derechos humanos en el país”, dijo Erika Guevara Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional.

Agregó que “las autoridades deben detener cualquier esfuerzo dirigido a restringir la libertad de expresión, y llevar a cabo una investigación imparcial y exhaustiva para identificar a los posibles responsables”.

“Es inaceptable que en El Salvador se vuelvan cada vez más cotidianas las denuncias de acoso y amenaza contra periodistas y personas defensoras de derechos humano, quienes laboran en un ambiente hostil y se encuentran en grave riesgo”, subrayó Guevara Rosas.

En su informe anual, la organización Human Rights Watch (HWR) determinó que Bukele, y sus aliados en el Congreso “socavaron los controles y equilibrios democráticos básicos” en 2021, e incluyó al presidente salvadoreño entre los nuevos “líderes con tendencias autócratas” en el mundo.

La organización retomó en su informe las 173 denuncias de ataques contra la libertad de prensa, principalmente por agentes del Estado, recabadas por la Asociación de Periodistas de El Salvador (APES).

“Desde que asumió el cargo, el presidente Bukele ha socavado la credibilidad de los medios de comunicación independientes, acusándolos de difundir ‘noticias falsas’ o de servir a intereses políticos”, subrayó HRW.

Redacción Confidencial

Entradas recientes

Jornada de luto nacional: Familiares de las víctimas exigen justicia sin impunidad

Familiares de las víctimas asesinadas en el contexto de las protestas de 2018, reiteraron su…

28 mayo, 2022

Flor Ramírez, “la señora del huipil”, busca asilo en Estados Unidos

Flor de María Ramírez, mejor conocida como “la señora del huipil”, informó este sábado a…

28 mayo, 2022

Presos políticos de 2021 cumplen un año en prisión

Un año ha transcurrido desde el inicio del agravamiento de la escalada represiva del régimen…

28 mayo, 2022

Ortega to close down 83 more NGOs, the list grows

The regime of Daniel Ortega and Rosario Murillo will summarily strip the legal status of…

28 mayo, 2022

Nicaraguan migrants to the U.S. increased by 735%: 12,000 detentions in April alone

The number of Nicaraguans migrating to the United States has been multiplied by eight, if…

28 mayo, 2022

Exportadores de café, sorgo, y azúcar esperan ingresos récord

Los productores de sorgo, azúcar y café en Nicaragua esperan obtener altos ingresos en concepto…

28 mayo, 2022