Economía

Precio de los combustibles tendrá fuerte alza este domingo

Gobierno de Ortega descongeló precios de combustibles cuando llevan una tendencia alcista, afirman expertos del sector

En la segunda semana del descongelamiento de precios de los combustibles, ordenado por el Gobierno de Daniel Ortega, los precios sufrirán este domingo una fuerte alza que impactará los bolsillos de los nicaragüenses, confirmaron fuentes del sector petrolero.

La gasolina súper subirá 0.54 córdobas por litro, la regular 0.46 córdobas y el diésel aumentará 0.62 córdobas.

El régimen de Daniel Ortega mantuvo congelados por más de dos meses los precios de los derivados del petróleo, cuando el valor internacional del crudo bajó casi 20 dólares por barril.

Esta disminución, según expertos en hidrocarburos, no se tradujo en una rebaja de los precios nacionales de los combustibles, que en Nicaragua no son regulados por el Estado y son fijados libremente, cada semana, por las petroleras. Y por el contrario ahora descongelaron los precios cuando el petróleo presenta una tendencia alcista, lo que va en detrimento de los nicaragüenses.

Precios en tendencia alcista

El alza de la gasolina súper este domingo será de 2.08 córdobas por galón, la regular subirá 1.75 córdobas, y el diésel subirá 2.36 córdobas.

Con este incremento el litro de gasolina súper, en Managua, tendrá un costo de 42.02 córdobas. Hasta este sábado tiene un precio de 41.48 córdobas. Mientras la gasolina regular pasará de 40.61 a 41.07 córdobas por litro.

El diésel, el combustible de mayor consumo en el país, pasará de costar 36.94 córdobas por litro a 37.56 córdobas.

Estos precios promedios corresponden a las estaciones de servicio en Managua, ya que en los otros departamentos y regiones del país se les tiene que sumar el costo de transporte y distribución, así como otros gastos.

Ortega bloqueó bajas

El congelamiento, que fue efectivo a partir del 22 de octubre de 2021, fue aplicado a los precios de las gasolinas súper y regular, el diésel, kerosene, y el gas licuado de petróleo (GLP) —popularmente conocido como “gas para cocinar”—, que es el único producto regulado por el Instituto Nicaragüense de Energía (INE).

La decisión del Gobierno surgió a dos semanas de las elecciones generales en las que Ortega, sin competencia política, se otorgó su tercera reelección consecutiva para un cuarto mandato en fila, y segundo con su esposa, Rosario Murillo, como vicepresidenta.

El régimen congeló los precios cuando el petróleo intermedio de Texas (WTI), de referencia para Nicaragua, se cotizaba a 84.53 dólares por barril. Según el Gobierno, “para proteger la economía y la vida de las familias, el presidente de la República (Daniel Ortega) ha decidido no aplicar las alzas constantes, derivadas del movimiento de los precios internacionales del petróleo”.

Sin embargo, tras el congelamiento, el valor del crudo tuvo un comportamiento descendente, hasta cotizarse a 65.44 dólares por barril, a inicios de diciembre.

“El congelamiento no trajo beneficios porque, en esos dos meses que estuvieron los precios congelados a nivel local, los precios del petróleo y sus derivados a nivel internacional experimentaron una disminución del 9.4% en noviembre, y del 12% en diciembre, respecto a octubre 2021”, detalló la ingeniera Patricia Rodríguez, especialista en temas energéticos.

“(Los consumidores) perdimos porque la disminución a nivel internacional hubiese ocasionado una disminución a nivel local, aunque fuese en menor proporción porque nunca disminuyen en porcentajes igual a los que ocurren a nivel internacional”, comentó la especialista.

Congelan con precios altos y “liberan” en momento de alzas

Rubén Ernesto Arriola, experto en temas de consumidores, lamentó que los consumidores no se beneficiaron durante el “congelamiento”, ya que los precios de los combustibles estaban “altos” cuando  se “fijaron”.

Con la decisión del régimen, el precio promedio de la gasolina súper quedó congelado en 42.02 córdobas por litro; el de la gasolina regular en 40.90 córdobas por litro; y el del diésel —el combustible de mayor consumo en el ámbito nacional— en 36.52 córdobas por litro.

Ambos expertos destacaron que el régimen orteguista desbloqueó los precios de los combustibles, cuando en el ámbito internacional el petróleo presenta una tendencia alcista. Tal situación va en detrimento de los consumidores, que pagarán los incrementos.

“Ahora que se descongelan los precios, el petróleo y sus derivados están subiendo. En enero 2022 se está experimentando una alza de 11% respecto a diciembre 2021”, explicó Rodríguez.

Entre noviembre, diciembre y principios de enero de 2022, el precio internacional del petróleo se mantuvo por debajo de los 80 dólares por barril, y fluctuó entre los 70 dólares.

El pasado fin de semana, cuando se descongelaron los precios de los combustibles, el petróleo WTI se cotizaba a 81.97 dólares por barril. Este viernes 21 de enero, el precio del crudo cerró a 85.14 dólares en la Bolsa Mercantil de Nueva York, tras una racha alcista que ha situado sus precios en máximos no vistos desde 2014.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Economía

Share via
Send this to a friend