Economía

Más de la mitad de los nicaragüenses culminarán 2020 en situación de pobreza

Informe de la Comisión Económica para América Latina revela que la pobreza llegará a 52% en Nicaragua, mientras que la pobreza extrema crecerá al 22%.

La Comisión Económica para América Latina (Cepal) proyecta que para el cierre de 2020 el 52% de los nicaragüenses estará en situación de pobreza, mientras un 22% se ubicará en  condiciones de pobreza extrema, tras los efectos generados por la pandemia de la covid-19, sumado a la recesión económica que el país arrastra desde el estallido social de 2018.

En caso que las proyecciones de la Cepal se cumplan, en Nicaragua más de dos millones de personas estarían en situación de pobreza, la cual es definida por el Banco Mundial (BM) “como vivir con un ingreso inferior diario de 3.2 dólares o 110 córdobas, su equivalente en moneda local, por persona en términos de paridad del poder adquisitivo”.

Y aunque los cálculos del aumento de la pobreza varían según el organismos o entidad, la realidad es que al finalizar este año miles de ciudadanos nicaragüenses en condición de pobreza ni siquiera podrán cubrir la mitad del precio de la canasta básica de 53 productos, que de diciembre de 2010 a julio de 2019 según los datos del Banco Central de Nicaragua pasó de 9345.9 córdobas a 14 159.8 córdobas, es decir, el doble de un salario mínimo nicaragüense que no supera los 9592 córdobas mensuales (283 dólares), el más alto para el sector construcción y 4286 córdobas (126.30 dólares mensuales) para el sector agropecuario. 

Pobreza golpea región latinoamericana 

La crisis económica en 2020 no es situación exclusiva de Nicaragua. El pasado 10 de diciembre, la Cepal publicó el informe sobre “América Latina ante la crisis de la covid: vulnerabilidad socioeconómica y respuesta social”, donde señala que los países de la región se enfrentaron este año a “una triple crisis combinada y asimétrica: sanitaria, económica y social”.

Entre los efectos de esta “triple crisis combinada” en la región está el aumento del número de personas en situación de pobreza que, según la proyección de la Cepal, podría incrementar en 45.4 millones.

El total de personas en situación de pobreza pasaría de 185.5 millones en 2019 a 230.9 millones en 2020, lo que representa el 37.3% de la población en América Latina.

En el caso de las personas en situación de pobreza extrema pasarían de 67.7 millones en 2019 a 96.2 millones en 2020, alcanzando el 15.5% del total de la población en la región.

En Nicaragua, la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides) proyecta que la pobreza  impactará al cerrar el 2020 al 31.3% de la población.

El Funides advirtió, en su informe coyuntural divulgado a mediados de este mes, que el país se aproxima a finalizar su tercer año consecutivo en recesión”, señalando que “las revisiones para la actividad económica en 2020 resultan en una reducción del PIB real de -2.5%”, lo cual impactaría directamente en la cantidad de personas empleadas y, por consiguiente, en los niveles de pobreza.

La Cepal, a través de un informe anual sobre el Balance Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe 2020, señala que el Producto Interno Bruto (PIB) de Nicaragua al cerrar este año podría contraerse en -4%, bastante cercano a lo proyectado por el Banco Central de Nicaragua (BCN) que estimó en octubre pasado una caída del PIB de un -4.5%. 

Desempleo en América Latina

Toda esta caída en el crecimiento de los países de la región, incluida Nicaragua, impacta además en el incremento del desempleo, según las estimaciones de la Cepal, la región cerrará un 2020 con un “incremento del desempleo de 5.4 puntos porcentuales respecto del valor registrado para 2019”, lo cual, apunta implicaría una tasa de desocupación regional del 13.5% al cierre de este año.

Las nuevas estimaciones suponen además que el número de desocupados en 2020 llegaría a 44.1 millones de personas, lo que representa un aumento cercano a 18 millones con respecto al nivel de 2019. 

Las proyecciones de desempleo abierto del Fondo Monetario Internacional (FMI), citadas en el informe de la Cepal, indican que Nicaragua pasaría de un 6% en 2019 a un 12% al cierre de 2020, porcentaje que indican podría prolongarse hasta 2021.

En contraste, el Funides, aunque con un porcentaje ligeramente mayor, también ubica un aumento en el desempleo abierto el cual pasaría del 5.5% observado en 2019 a 6.8% en 2020.

La organización estima que al terminar este año habrán 43 000 nuevos desempleados, cantidad que junto con los empleos perdidos en 2018 y 2019 supera los 222 000 desempleados.

Desde abril de 2018 hasta agosto de 2020, según las estadísticas del Mercado Laboral del BCN, en Nicaragua se han perdido 201 000 empleos formales. 

Sin embargo, el panorama para 2021 es más alentador, según las estimaciones de la Cepal, ya que indican que el país podría superar los números rojos, proyectando un crecimiento del PIB en el 1.3%.

No obstante, para organizaciones nacionales como el Funides este crecimiento se ubica en solo un 1% y este solo podría darse a través del “desarrollo de una institucionalidad democrática que permita estabilidad a largo plazo”.


Tu apoyo es imprescindible

En este momento clave para la historia de Nicaragua, acceder a información confiable es más importante que nunca. Es por eso que, en CONFIDENCIAL, hemos mantenido nuestra cobertura noticiosa libre y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso con la ciudadanía no sería posible sin el respaldo de nuestros lectores. Por ello, te invitamos a apoyar nuestra labor uniéndote a nuestro Programa de Membresía o haciendo una donación. Al convertirte en miembro, recibirás productos exclusivos como eBooks, boletines especializados y archivos digitales históricos. Como donante, te enviaremos un reporte anual sobre cómo invertimos tu aporte económico. Gracias, de antemano, por formar parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.

Más en Economía

Share via
Send this to a friend