Economía

Cosep demanda al régimen que presente el plan de vacunación nacional

Reiteran que se libere la importación de pruebas covid-19, centralizadas por el Minsa, y que se revise y reduzca el pago de 150 dólares

El Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) demandó al régimen de Daniel Ortega que presente un plan de vacunación nacional “conforme las prioridades que han establecido la OMS/OPS y las recomendaciones de la comunidad médica nacional”, en un comunicado publicado en sus redes sociales, en el que además reiteran que se revise el precio de las pruebas para detectar la covid-19.

La organización empresarial afirma estar preocupada “por la falta de información sobre el manejo de la crisis sanitaria”, por lo que recomiendan al régimen de Daniel Ortega que transparente la información relacionada a un plan de vacunación para que todas las personas en el país estén enteradas.

El Ministerio de Salud de Nicaragua no ha presentado un plan de vacunación a pesar que desde el 2 de marzo inició a vacunar a personas con enfermedades crónicas en diferentes puntos del país. Mediante la poca información que ha dado la vicepresidenta y vocera del régimen, Rosario Murillo, únicamente se conoce que el Gobierno está administrando las 6000 dosis de la vacuna rusa Sputnik V, que servirá para inmunizar a unas 3000 personas.

Adicionalmente a esas vacunas, el Minsa ya cuenta con 200 000 dosis de Covishield donadas por la India y otras 135 000 enviadas mediante el mecanismo COVAX.

Sin embargo, esa toda la información que hay al respecto. A diferencia de otros países, el régimen no priorizó la inmunización del personal de Salud afectado, mientras monitoreos independientes confirman 888 trabajadores de la Salud contagiados y 119 fallecidos.

El Gobierno inició la vacunación entre personas que padecen de enfermedades como Insuficiencia Renal Crónica y que además tuvieron que firmar un documento donde eximen de toda responsabilidad al régimen de Ortega.

La vacunación se extenderá a pacientes cardiópatas, con problemas oncológicos y mayores de 60 años que padecen de diferentes enfermedades crónicas, según dijo Murillo.

Descentralizar pruebas covid-19

El Cosep también exigió al régimen de Ortega que descentralice la realización de las pruebas para detectar la covid-19, pues, por el momento, solo se realizan en el Centro Nacional de Diagnóstico y Referencia (CNDR) ubicado en el Complejo Nacional de Salud Dra. Concepción Palacios, popularmente conocido como Conchita Palacios.

El Ministerio de Salud cobra a las personas un precio de 150 dólares por la realización de la prueba, un precio elevado para los nicaragüenses considerando que el país acumula tres años de recesión económica, y el salario mínimo promedio es de 180 dólares, aproximadamente.

“Hacemos un llamado urgente a descentralizar la realización de pruebas del COVID-19 y revisar los altos costos de estas; ajustándolos a la realidad económica del país; así como liberar la importación de las mismas”, exige el gremio empresarial nicaragüense a su otrora aliado.

Por último, también solicitaron a la comunidad donante internacional y a los organismos de salud especializados que apoyan con la donación de pruebas y vacunas “dar seguimiento a la situación sanitaria del país”.

Más en Economía

Share via
Send this to a friend