Confidencial » Política » Leer artículo

El nuevo poder que administra la Primera Dama

El orteguismo: la mutación del FSLN

* De una dirección colectiva de nueve comandantes el Frente pasó a un control unipersonal caudillista.

Carlos Salinas Maldonado | 17/7/2011
@CSMaldonado

Frente al Estadio Nacional de Managua, en el mismo pedestal donde hasta 1979 se levantaba la estatua de Anastasio Somoza García montado a caballo, fue erigido en noviembre de 2008 un monumento de Sandino montado en una mula. Habían pasado 30 años de la revolución que terminó con la dinastía, y el lugar que era símbolo de una historia que no debía repetirse se convertía nuevamente en escenario del cambio político en Nicaragua.

“El 27 de mayo de 1954 se inauguró la estatua y el que estaba en la estatua era el tirano, y el que inauguró la obra fue el tirano. El tirano ni siquiera esperó su muerte, erigió un monumento a la ignominia, a la vergüenza, porque no era más que la expresión de la ocupación yanqui en nuestro pueblo”, dijo el presidente Daniel Ortega tras develar el monumento a Sandino.

El presidente criticaba así el culto a la personalidad del padre de la dinastía, pero a unos metros de la nueva estatua se mostraban fotografías en las que Ortega aparecía como el gran héroe de la revolución, a la par de rótulos gigantescos en los que el mandatario se muestra como el único líder del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN). Es, para disidentes del Frente, el secuestro del legado de Sandino y los ideales revolucionarios que permitieron la formación del FSLN en 1961, y que lo llevaron a conquistar el poder 18 años después.

¿Cómo fue que Daniel Ortega se convirtió en líder único de una organización política que contó con cabezas destacadas de la lucha guerrillera? Para la diputada Mónica Baltodano, ex comandante revolucionaria, el liderazgo de Ortega quedó marcado por la hegemonía que él y su hermano, Humberto, tenían desde 1979, como miembros de la tendencia tercerista del FSLN.

“La tendencia tercerista fue hegemónica en la lucha contra la dictadura. Es esa hegemonía la que hace que en la Junta de Gobierno quede la representación de dos terceristas: Sergio Ramírez y Daniel Ortega. El papel de Daniel estuvo determinado por la correlación que mantenía junto a (su hermano) Humberto en la jefatura del Ejército: jugaban un rol muy importante en el balance de las tomas de decisiones en el seno de la Dirección Nacional”, explica Baltodano.

Las elecciones del 84

En 1984 el FSLN sufre su primera mutación. El FSLN estaba encabezado por una Dirección Nacional conformada por nueve comandantes, incluido Ortega, quien además era el coordinador de la Junta de Gobierno de Reconstrucción Nacional que gobernó el país hasta las elecciones de aquel año. La diputada Baltodano asegura que a partir de entonces se comienza a fortalecer la figura de Daniel Ortega, ya que la dirección del FSLN toma la decisión de que éste pase a ser el candidato sandinista a la Presidencia. “Ya ahí se dio un viraje: se pasó de una figura colectiva que era la Junta de Gobierno, a una figura unipersonal”, dice Baltodano.

Pero no todos veían entonces a Ortega como líder único, según la ex comandante. Para las elecciones de 1990, que el FSLN perdió frente a la Unión Nacional Opositora, miembros de la Dirección Nacional como Bayardo Arce y Tomás Borge no estaban de acuerdo con que Ortega continuara como candidato del FSLN. “Fue un debate muy duro… una discusión en la que por primera vez había sectores que cuestionaban que fuese Daniel el candidato”, recuerda Baltodano. “Había una percepción de que se debía empezar a cambiar, dar oportunidad a otras figuras. Tomás aspiraba a ser el candidato porque tenía un respaldo popular muy grande en ese entonces. Bayardo tuvo la idea de que era conveniente un cambio de figura, no centrar todo en la misma figura”, agrega.

Sin embargo, Tomás Borge discrepa de esa versión y en una entrevista brindada a Esta Semana, dice que no recuerda haberse opuesto a la candidatura de Ortega y que nunca aspiró a la nominación presidencial.

En cualquier caso, Ortega se mantuvo como candidato con el respaldo de Sergio Ramírez, Jaime Wheelock, Humberto Ortega, entre otros dirigentes. Las elecciones de ese año le dieron la victoria a la UNO, con el 54.7% de los votos, mientras que el FSLN logró el 40.7%. La derrota inesperada sacudió el liderazgo del partido y lo hundió en una crisis que determinaría su futuro, como afirma el politólogo catalán Salvador Martí i Puig en la obra “Nicaragua y el FSLN”.

Pugnas tras la derrota de 1990

“El resultado electoral de 1990 fue inesperado: desalojó al FSLN del poder. Ello produjo en el FSLN una fuerte sacudida cuya primera e inmediata consecuencia fue el desconcierto. Así comenzó un proceso de discusiones internas que, en un inicio, tomó connotaciones violentas y personales”, asegura el autor.

Martí i Puig afirma que a partir de entonces el FSLN tuvo que replantearse tres grandes cuestiones: su organización, el discurso partidario y una nueva estrategia como partido de oposición. Para atajar las pugnas internas y el desmembramiento del FSLN, que llegó a contar con 50 mil militantes, sus dirigentes convocaron a un gran Congreso Nacional que redefiniría la estructura interna y los estatutos del Frente. Los resultados de ese congreso, sin embargo, marcaron la fragmentación del FSLN, que quedó dividido en dos facciones.

“Las discrepancias internas se agudizaron después de la celebración del Congreso hasta el punto que el FSLN se vio forzado a realizar otro de carácter extraordinario con el objetivo de zanjar las graves disputas que dividían a sus miembros y sus dirigentes, quienes se posicionaron en dos facciones: la ‘renovadora’ y la ‘principista’. La primera estaba representada por miembros del FSLN que ocupaban cargos institucionales (sobre todo en la Asamblea Nacional) y que apoyaban una estrategia de diálogo con las demás fuerzas políticas. La segunda, cuyos miembros eran las bases sindicales y el aparato del partido, se inclinaba hacia un tipo de oposición abiertamente beligerante con las nuevas autoridades”, explica Martí i Puig.

Las dos facciones mantuvieron un enfrentamiento abierto hasta 1994, cuando se celebró un Congreso Nacional del que resultó electo secretario general Daniel Ortega, derrotando al comandante Hery Ruiz, propuesto por la corriente que más tarde formaría el Movimiento Renovador Sandinista (MRS).

Una “oferta” a Mariano Fiallos

“Después de 1994, a pesar de que Daniel tuvo un periodo complicado porque tuvo un infarto silente y estuvo retirado de la dirección (del FSLN) casi diez meses, hubo un debate en la Dirección Nacional en la que llegamos al consenso de que Daniel no debería ser el candidato a la Presidencia, y escogimos de candidato a Mariano Fiallos”, explica la diputada Mónica Baltodano.

Ortega aceptó la decisión, pero según Baltodano “maniobró” contra la candidatura de Fiallos. “Empezó una lucha interna contra quienes habíamos estado más beligerantes con el cambio de candidato. Él (Ortega) empezó a trabajar con una lógica de caudillismo, es decir, a fortalecer su mando dentro de las estructuras del FSLN. Él empieza a hacer el análisis de la cultura política del caudillo, por primera vez se da cuenta de la importancia del control del aparato”, explica Baltodano.

La candidatura de Fiallos no prosperó, según Baltodano, por cuestiones económicas. La diputada asegura que Ortega aceptó que Fiallos fuera el candidato del FSLN, pero que buscara cómo financiar su candidatura, que debería conseguir cuatro millones de dólares por su cuenta y convencer a otras fuerzas. “Al final Mariano declinó y eso favoreció el propósito de Ortega de postularse como candidato a las elecciones de 1996”, dice Baltodano.

La nueva Dirección Nacional de un FSLN ya fraccionado no tuvo otra salida que respaldar nuevamente a Daniel Ortega como candidato de un partido ahora debilitado. El ocho de enero de 1995 el ex vicepresidente Sergio Ramírez había renunciado al FSLN y con él salió un importante número de miembros del partido, que pasaron a formar el MRS. Ramírez compitió como candidato presidencial en las elecciones de 1996, en las que su movimiento obtuvo un penoso resultado.

“Con la ruptura de 1995 se inauguró una nueva etapa del FSLN, ya que éste fue creando un formato de partido político de corte ‘electoralista’ y con una organización fundamentalmente ‘personalista’ (…) El FSLN pasó a gravitar en torno al liderazgo de su secretario general, Daniel Ortega, reforzando la cultura política nicaragüense vinculada a la idea de ‘hombre fuerte’. Este modo personalista impuso también determinadas características a la organización del FSLN: desaparecerían los mecanismos existentes de control interno, y se concentraría progresivamente el poder en las manos de Daniel Ortega y su entorno”, explica Salvador Martí i Puig en su obra.

El pacto y regreso al poder

Ortega perdió las elecciones de 1996 frente al candidato del PLC, Arnoldo Alemán. La derrota, según un análisis publicado por la revista Envío, “enrareció el aire y llevó al FSLN a decidir una estrategia de sobrevivencia, que se materializaría en un acuerdo político que marcaría en los años siguientes una de las mutaciones más importantes en esta organización política”. Se trata del “pacto” amarrado en 1999 entre Alemán y Ortega, bajo las negociaciones del otrora mano derecha del caudillo sandinista y exalcalde de Managua, Diniosio Marenco, que permitió la repartición de poderes del Estado entre ambos políticos y una reforma electoral que redujo el porcentaje de votos para alcanzar la Presidencia de la República.

“El pacto entre el grupo de Daniel Ortega y el de Arnoldo Alemán -Alemán comprando paz social y el FSLN recuperando espacios institucionales- tuvo con el tiempo consecuencias muy negativas, tal vez no previstas para algunos de quienes lo negociaron. La repartición de cargos estatales entre los dos grupos ha ido demoliendo paso a paso a todas las instituciones del Estado, encorsetándolas en un bipartidismo asfixiante”, se explica en Envío.

En ese tiempo que surgen dos figuras claves para Ortega: el coronel en retiro Lenín Cerna, quien organiza las estructuras electorales del FSLN, y Rosario Murillo, quien brindó su apoyo a Ortega cuando en 1998 su hija Zoilamérica Narváez acusó públicamente a Ortega por violación. Ambas figuras serían importantes para la consolidación de Ortega como líder único del FSLN y para su regreso al poder en 2006.

Ahora Cerna ha sido desplazado como responsable de organización del FSLN, y Murillo mantiene un poder y una influencia que ninguno de aquellos nueve comandantes de la revolución que dominaron antaño el partido, imaginó jamás que ella podía llegar a ostentar. Es Murillo quien quita y pone ministros en la nueva Administración de Ortega, dirige las campañas electorales del FSLN y las estructuras de “base” del FSLN: los controvertidos Consejos del Poder Ciudadano (CPC) y diseña la propaganda oficial, incluida aquella que muestra a un Ortega omnipresente como líder indiscutible del partido y heredero del legado de Sandino.

Comentarios

16
Angel San Juan Marciel

Vivi en Nicaragua 6,5 años en la época de Somoza y en la Sandinista y conocí al entonces Comandante Sandinista Ramón Cabrales,ejemplo de honradez en el uso y manejo de los recursos humanos y materiales en la IV Región Militar con sede en Granada.Me gustaría saber cómo puedo contactar con Ramón Cabrales:dirección postal,correo electrónico etc.
Si alguién me puede facilitar estos datos le quedaré muy agradecido.
Angel San Juan Marciel

15
Manuel

Y que viva la revolución..........para los altos cuadros de partido FSLN.......antes unos pelados....hoy empresarios (que detestaban a los capitalistas) y con buenas cuentas bancarias. Si eso es ser revolucionario modelo ..........el Sr. Carlos Pellas deberia ser el lider incontestable del FSLN.

14
El chamuco

Y que?.
Busquen la forma como regar mejor lo del fraude pues según se huele están fritos los "Democraticos", hoy día sinonimo de ladrones.

13
DICHO ESTA

Pero ahora el orteguismo es una religion con una sacerdotisa y un semi dios. JH

12
sierra dos

a ver, repasando sobre los primeros Comandantes en 1980 en base aDecreto 429 publicado en La Gaceta No. 128 del 7junio 1980,Ley Creadora de Grados de HOnor, CArgos y Grados Militares. Se establecieron los grados de Honor de Comandante de la REvolucion y Comandantes Guerrilleros a los primeros a los nueve comandantes miembros de la Direccion Nacional, en el segundo a los principales cuadros politicos militares del FSLN que suman 34 entre otros:Joaquin Cuadra,(potente empresario) Eden Pastora(delegado enRSJ),Fco.Rivera(q.e.p.d),Dora Ma.Tellez(MRS), Omar CAbezas,Hugo Torres(MRS),Monica Baltodano,(MRS)Leticia Herrera(consul en CR)Raul VEnerio,RAmon Cabrales(admon de la AN)Lenin Cerna(recien sustituido srio politico)Manuel Calderon(alcalde Leon)Omar HAllesleven(retirado candidato a VicePresidencia)Alonso Porras (en los Pipitos).Comandantes de Brigada:hay 4 repite Cuadra y pastora, julio Ramos y Leopoldo Rivas (ambos fallecidos ?). Comandantes: 14 ,entre otros:Alvaro Baltodano (Srio CZF)Roberto CAlderon (retirado)ANtenor Rosales (Presidente BCN)Hilario Sanchez (q.e.p.d),y RAul Venerio (escritor,militar retirado).SubComdte: habien 5,EMmet Lang (CSE)Glauco Robelo (a cargo seguridad nacional de CZF) y mas de 24 capitanes, la balanza es un 35% o mas se han retirado del partido,los activos no en servicio gozan de buen status economico.

11
SIN LIBERTAD

SIN PALABRAS, MERECIDO LO QUE TENEMOS SI LA MAYORIA QUIERE ESTA DICTADURA CORRUPTA, POBRE NUESTROD HIJOS TENDRAN QUE RODAR SANGRE EN LAS CALLES DE NICARAGUA, ESTE ES EL FUTURO QUE LES DEJAREMOS A NUESTROS HIJOS.

10
ericsafudus

Freddy, no vale nada cuantos militantes o comandantes se queden en el F$LN, de todas maneras estan podridos y corruptos.

9
Ericsafudus

Danielismo va en camino al Somocismo. Sigan adelante con el Frente, a menos que los paremos un dia se veran gritando por la reeleccion de Daniel a un 5to periodo y alabando 50 anos en el poder, igual que los Somoza. Se veran diciendo que el hijo de Daniel es el mejor lider para el futuro de Nicaragua, y diciendo que la probreza sera superada pronto. Se veran ignorando las mansiones y lujos de los lideres que aparecen en la tarima de las fiestas del F$LN, y ciegos a la represion y violencia contra la oposicion. Ese es el futuro a que ustedes marchan Danielistas.

8
victor

HAY QUE DOLOR,POR LA VERDAD, QUE NO LES DUELA DANILISTAS,Y CHAMUCOS............

7
Hector

La verdad que solo pendejada estamos hablando con eso de tantos detalles historicos, lo que importa es que nuestro gobierno, busque financiamiento para infraestructura,tire con fuerza palante con la renovacion de la matriz energetica asia las energias renobables, que promueva con fuerza el turismo, esa industria sin chimeneas a la que no hay que agregarle productos importados de altos costos y que nos viene a dejar divisas a todas luces. bamos que nuestro gobierno se convierta en un ejecutivo de ventas por todo el mundo para dar a conocer nicaragua y que bengan las inversiones extranjeras. "El que quiera huezo que trabaje primero", que presente proyectos,ideas innovadoras; que se mueva y presente a nicaragua como una oportunidad ante el mundo industrializado. estan mariconenado: haay que Daniel no me gusta porque no se afeita el vigote. haaaay que la Chayo es muy flaca y muy mandona, TRABAJEEEEMOOOOOOOOOS POR NICARAGUA Y DEJEMOSNOS DE TANTO ROMANTISISMO CURSI.

6
Jose Chavarria

Es algo muy tiste para los Nicaraguense la situacion que vivimos.
Y una verguenza para los Martires de la revolucion, si ellos volvieran a vivir esoty seguro que lucharian en contra de Daniel Ortega.

5
camilo garcia

Como novela de Agatha Cristie, o un cuento a lo Pancho Madrigal, es muy buena la nota, sin embargo olvidan que DOS consolidó desde la llanura, es decir desde la oposicion al FSLN como partido de vanguardia en pro y beneficio de los pobres, ese 38% del cual ustedes hoy hacen mofa (y en el fondo es su principal frustracion) nos permitió llegar al poder y como dice el comandante Tomas Borge; nunca pero nunca lo perderemos, porque tenemos a un pueblo que esta conciente y convencido que es con DOS que podremos lograr el sueño de nuestros heroes y martires.

4
El Gato Vago

tanto sacrificio para quedar en esta basura, un monton de aduladores creyendo en este tipo.!!!en que quedamos!!!

3
Freddy Narvaez

Hay una maliciosa campaña de mentiras; se intenta dar la imagen de: Que del FSLN se fueron todos los ex-guerrilleros y ex-comandantes, pero eso no es cierto, algunos se fueron, los menos, la gran mayoria milita aun en el FSLN, cuantos comandantesd guerrilleros y de Brigada eran? 25? cuantos estan afuera? 8 que yo sepa, los demas estan acá, menos los que ya murieron. Cuantos ex-guerrilleros estan ahora en la derecha? Todos los que participaron en el derrocamiento de Somoza? Seria aventurado decir que si. No, no es cierto!!! algunos se fueron, la mayoria esta acá. Artistas? Bueno, los Mejia Godoy andan por ahi; dice Carlos que el nunca ha renunciado a su militancia, solamente que no hace vida partidaria (La Prensa del 17 de Julio 2011), ademas dice que no se arrepiente de sus canciones mas emblemáticas como "Seguimos de frente con el Frente", o sea no hace las del Comandante Henry Ruiz Hernández que ahora reniega de sus años y años en la montaña.

2
Alejandro Betanco

Las revoluciones que como objetivo tienen el de llegar al poder, en su mayoría son un fracaso si no hay hombres como Daniel, que no se fue como su hermano dejando al pueblo sandinista y no sandinista a la deriva, un día saldrá el sol y la verdad sera nuestro triunfo, en la dos no se equivoque.

1
Ruben

Tienen Culpa De Lo Que Paso Los Otros Comandantes De La Direccion
Nacional,Como Es Posible Que Un Solo Hombre Y Su Pandilla De
Traidores Al Frente,Actualmente Se Hayan Practicamente Aduenado Del
Que En El Pasado Fue La Vanguardia Del Pueblo?Comandantes:No
Piensan Hacer Nada?Volveremos A Otra Dictadura?Habra De Nuevo
Otro Derramamiento De Sangre?Que Piensan Hacer?Henrry Ruiz?Dora
Maria Tellez?Tinoco?Tirado?Baltodano?Y Otros Otrora Valientes
Sandinistas Que Verdaderamente Pelearon Contra La Genocida,Se
Quedaran De Brazos Cruzados?Despierten De Una Vez,Antes De Que
Sea Demasiado Tarde:Saludes.Ruben.

Comentar

Favor no llenar:

El comentario no puede ser más largo que 250 palabras.

Más en: Crónicas y Reportajes

Más en: Política

Otros artículos del mismo autor