Confidencial » Nación » Leer artículo

Policía dice que fue por pleito entre reos

Misterio sobre muerte de joven en celda policial

Madre de reo rechaza versión policial y demanda esclarecer el caso. Policía dice que continúan las investigaciones

Wilfredo Miranda Aburto | 30/4/2013
@PiruloAr

La muerte de Luvi de Jesús Pérez en una celda de la Estación Seis de la Policía Nacional, denunciada por su madre, Lucía Oporta, ante la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) la tarde este martes, está salpicada por el misterio. Según ella, las autoridades le ofrecieron tres diferentes versiones sobre el deceso de su vástago que, supuestamente, fue apresado el jueves de la semana pasada por robo agravado.

Pérez falleció el domingo a eso de las dos de la tarde, producto de una golpiza que le fue propinada en la celda, indicó su madre. Pero según los comisionados Ruíz y Zambrana Bermúdez, quienes atendieron a Oporta el mismo domingo a las cuatro de la tarde, cuando una vecina le comunicó el deceso, les aseguraron que a su hijo “le agarró feo y se comenzó a pegar contra las paredes”.

“Yo no creo eso porque mi hijo no estaba loco, no tenía problemas mentales. Entonces después me dijeron que fue un reo y que como estaba sospechoso lo mandaron a El Chipote. Que ese reo le había dado con una botella de plástico y la mató. Pero yo eso no me lo creo… eso no lo va a matar a mi hijo. Por último me dijeron que era por enfermedad que había muerto, pero mi hijo no padecía de nada”, declaró en llantos la mujer.

Oporta dijo que otros dos reos de su barrio, el Israel Galeano, vieron cuando golpeaban a su hijo: “A las dos de la tarde llamaron a una vecina de en frente que se llama Paula, que también tiene al hijo preso que es menor de edad, y supuestamente ese niño con otro que se llama Gerald de mismo barrio, miraron cuando a mi hijo lo estaban golpeando y murió. Ahora ellos dicen que ellos ya no están en la sub estación seis y que están en el hospital”.

La Policía Nacional emitió un comunicado en el que adjudican la muerte del joven de 18 años a Carlos David Obando Jiménez, alias El Conejo, con el que compartía celda.

“El día 27 de abril a eso de las 10 de la mañana Luvy de Jesús Pérez Oporta, fue trasladado por efectivos policiales al Hospital Alemán Nicaragüense, en vista que presentaba trastornos neuróticos y un comportamiento agresivo como consecuencia de una aparente dependencia alcohólica, habiendo sido atendido en ese centro asistencial y dado de alta, por lo que continuó bajo régimen de detención”, versa el comunicado oficial.

Y agrega que Luvi mantuvo un comportamiento de agresividad y molestia hacia otros detenidos y, de acuerdo a declaraciones de los reos, fue agredido y golpeado por alias El Conejo. La policía informó que Jiménez continúa detenido y en proceso de investigación.

"La Policía Nacional lamenta este hecho e informa que una vez agotada las investigaciones pertinentes informará los resultados y adoptará las medidas que correspondan conforme lo establece la legislación aplicable", aseguró la institución en el comunicado.

Lo apresaron sin orden de captura

El padre de la víctima, Luis de Jesús Pérez, relató que Luvi fue apresado sin orden de captura por el jefe del sector de nombre Óscar Álvarez.

“El jefe de sector persiguió a mi hijo, porque le andaba echando la moto. ‘Está bien que te corras chavalito, pero vas a ver cuándo te agarre’, le dijo el policía. Después mi hijo entró a la casa y el policía accedió a la  fuerza sin ningún papel, y mi nuera le dijo aquí no pasas porque no tenés orden. El policía le dijo no la ando, pero ya lo voy a ir a traer, pero van a ser cuatro policías para sacarlo a la fuerza”, relató el padre.

Según Oporta, en los cuatro días que Luvi estuvo encerrado, ella fue al juzgado a preguntar si su hijo tenía orden de captura, pero en la dependencia judicial le dijeron que no había ningún expediente.

Sin embargo, la Policía asegura en el comunicado que la orden de captura fue emitida por el Juez Octavo de Distrito del Crimen de Managua.

Comentar

Favor no llenar:

El comentario no puede ser más largo que 250 palabras.

Más en: Nación

Otros artículos del mismo autor